SOCIEDAD › CONDENAS POR FEMICIDIO EN CORDOBA Y LA RIOJA

Las muertes íntimas y anunciadas

Dos hombres recibieron condenas por femicidio, uno en Córdoba y otro en La Rioja, por crímenes en los que las víctimas eran sus parejas. En el primero de los casos, el sentenciado a prisión perpetua asesinó a su esposa a cuchilladas, y frente a su hija, en 2013; en el segundo, el condenado a 12 años de prisión efectiva asesinó de cuatro balazos a su novia, el año pasado.

La Cámara 4º del Crimen de Córdoba condenó a Luis Eduardo Díaz por el femicidio de Débora Alejandra Sily, cometido en 2013 en un hospedaje del centro de la capital provincial. El 26 de octubre de 2013, Sily, de 35 años, fue atacada a cuchillazos ante su hija de 4 años. El testimonio que la niña brindó en Cámara Gesell fue una prueba determinante contra Díaz, quien había pedido la absolución tras asegurar que había cometido el asesinato en defensa propia, porque Sily lo atacó en medio de una pelea.

“Débora vino de trabajar 5.30 o 6, venía mal ese día y me echó. Entonces yo empecé a armar mi bolsito. Ella me atacó con la cuchilla, yo me tiré en la cama para que no me pegue y ahí nos damos vuelta peleando, y el cuchillo se clava en el pecho de ella”, declaró ante la Justicia.

El proceso judicial estableció que, mientras Díaz se fugaba, Sily murió desangrada por las heridas del cuello, el abdomen, el pecho. El fiscal Raúl Gualda había pedido al tribunal la pena máxima por homicidio calificado por el vínculo, y los jurados populares sumaron el agravante de violencia de género.

En tanto, en La Rioja, Julio César Tello, de 58 años, fue condenado a 12 años de prisión efectiva por haber asesinado de cuatro balazos a Malvina Pioli, de 32, en febrero del año pasado. La investigación del crimen acreditó que Tello la atacó cuando ella quiso poner fin a la relación que mantenían, y luego intentó quitarse la vida. La fiscalía había solicitado una pena de 17 años.

Tello disparó ocho veces contra Pioli con una pistola calibre 32; cuatro de esos balazos impactaron sobre la mujer, uno en la cara. Luego, el hombre intentó suicidarse disparándose a la sien derecha. El hombre y la mujer fueron trasladados al Hospital Vera Barros, donde ella falleció a poco de ingresar.

El femicidio fue cometido en febrero de 2014, poco después de que Pioli le comunicara a Tello su intención de terminar la relación que mantenían desde hacía dos meses. Antes de atacarla, Tello la amenazaba mediante sms.

El ahora sentenciado había acudido a casa de Pioli, en el barrio San Martín, de la capital de La Rioja, donde ella vivía con sus dos hijos menores de edad. Tello pretendía reanudar la relación; Pioli persistía en su negativa; el hombre la atacó a balazos.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.