SOCIEDAD

Sospechoso sin palabras

Gerardo Budeisky, el empresario sospechado de matar con su auto a Luciano Di Santo, en Villa Gesell, se negó a declarar ante el fiscal Diego Araujo, de los tribunales de Dolores, y continúa detenido por “homicidio culposo”. Oscar Serrano, abogado de Budeisky, negó la responsabilidad de su defendido en el hecho y resaltó que Budeisky “es un comerciante honesto y no es un delincuente”.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.