14:30 › "VIERNES DE REVOLUCIóN"

Los palestinos pidieron protección internacional para la población civil de los territorios ocupados

Luego de que decenas de manifestantes incendiaran la Tumba de José, un lugar venerado por los judíos en Naplusa, en el norte de la Cisjordania ocupada, que mereció el repudio del presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmud Abas, el embajador israelí ante la ONU, David Roet, advirtió que Israel no aceptará ninguna presencia internacional en Jerusalén este para sofocar la violencia en torno a la mezquita de Al Aqsa, "porque sería un cambio en el statu quo".

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, por su parte, "condenó firmemente este ataque reprobable y llamó a que los responsables fueran llevados rápidamente ante la justicia", según declaró el secretario general adjunto para temas políticos, Tayé Brook Zerihun, quien "acogió favorablemente" la reacción de Abas, que condenó el ataque y ordenó una investigación.

El ataque es "particularmente perturbador por su dimensión religiosa", advirtió Zerihun, quien alertó acerca del peligro de que el enfrentamiento entre palestinos e israelíes se transforme en un "combate religioso de consecuencias catastróficas". "Pedimos a todos los sectores que respeten los lugares santos", agregó.

Los palestinos, por su parte, pidieron protección internacional para la población civil de los territorios ocupados. Según el embajador palestino Riyad Mansur, hace falta que la ONU encuentre el modo de "proporcionar una protección" a los palestinos ante la situación "explosiva" en Jerusalén este, que incluya el despliegue de una fuerza internacional, "empezando por la ciudad vieja de Jerusalén y la mezquita al Aqsa" que se encuentra en la explanada.

Para el futuro embajador israelí ante la ONU, Danny Danon, hace falta que el Consejo de Seguridad "denuncie claramente la incitación" a la violencia por parte de la Autoridad Palestina y que "apoye las negociaciones directas" entre Israel y palestinos".

Según el embajador francés ante la ONU, François Delattre, Francia tiene el propósito de presentar un proyecto de declaración no vinculante que se negociará los próximos días. El texto contempla "hacer un llamamiento a la calma, a la moderación de todas las partes y al mantenimiento del statu quo en la explanada de las Mezquitas", indicó el embajador ante el Consejo.

Tras dos semanas de violencia, que hacen temer una nueva intifada y que ya han provocado la muerte de 39 palestinos y 7 israelíes, Tel Aviv ha desplegado un vasto operativo de seguridad en Jerusalen y en los territorios ocupados.

Compartir: 

Twitter
 

Tras dos semanas de violencia, que hacen temer una nueva intifada y que ya han provocado la muerte de 39 palestinos y 7 israelíes.
 
ULTIMAS NOTICIAS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.