CONTRATAPA

Clases

 Por Rodrigo Fresán

Desde Barcelona

UNO Eso de “la escuela de la vida” tiene resonancias tan amables como terribles. Por un lado, el que siempre quede algo por aprender y de lo que beneficiarse puede deletrearse como buena nota. Por otro, el que nunca se termine de rendir materias y que el diploma de nuestra carrera existencial recién se redacte con las palabras graves y agudas de nuestro certificado de defunción, nos hace preguntarnos para qué estudiar tanto para –día a día, clase a clase– pasar al frente y dar la lección lo mejor posible.

¿Y si nos hacemos la rata?

DOS Al margen de todo esto –niños, no escribir sobre el margen– la profesora de alemán Angela Merkel (cargo que esconde, apenas, el de actual directora del Liceo Europeo) visitó al maltratado por su alumnado profesor de español José Luis “Mr. Chips” Rodríguez Zapatero y lo felicitó por las modificaciones a su programa de estudios. A la salida, posaron juntos y satisfechos. Y, sí, causa un tanto de inquietud el que un profesor ibérico y de formación socialista pose con orgullo de buen pupilo junto a una germánica profesora de derechas. Merkel, antes de partir, calificó que “España ha hecho sus deberes y está en el buen camino”. Pero, eso sí, dejó tareas para el hogar. Y después todos nos fuimos a tomar la leche, la mala y agria leche. Permiso para ir al baño. A vomitar.

TRES Poco y nada aclaró Merkel de los tan mentados 800.000 puestos de trabajo para egresados españoles y portugueses imbuidos del espíritu nibelungo. Lo que no ha impedido el aumento de inscritos en institutos de alemán. La noticia tiene algo de conmovedor: todos esos jóvenes desocupados repitiendo Nein cuando en realidad deberían estar, finos pinceles en mano, aprendiendo ideogramas chinos.

CUATRO En un acto, alguien levanta la mano y le pregunta a Mariano “Partido Popular” Rajoy qué piensa hacer por los jóvenes de llegar al poder. Rajoy balbucea, revuelve unos papeles y finalmente dice: “Me ha sucedido una cosa verdaderamente notable, lo tenía escrito aquí y no entiendo mi letra”. Ahá. A la dirección, ¿sí?

CINCO Merkel se reunió con Nicolas Sarkozy en el Ministerio de Educación de Bruselas y juntos montaron un numerito en la sala de profesores arrinconando a colegas del continente. Composición tema: Pacto de Estabilidad. Así le dicen. Y entre sus normas está la de evitar la indexación de salarios según los porcentajes de inflación y todas esas mariconadas de alumnos que lloran en los pasillos. La propuesta provocó la resistencia de algunos miembros díscolos del gremio educativo. España entre ellos. Pero a sentarse y a esperar y volver a decir “yo sé, yo sé, yo sé”. Excusas nunca faltan para reunirse y sacarse fotos donde aparecen todos, en una grada, de menor a mayor, sonriendo o mostrando los dientes.

SEIS Egipto como anárquico patio de recreo. Territorio al que no conviene disciplinar antes de ver qué pasa. Así, todos los que dejaron hacer al director Hosni Mubarak durante décadas ahora le exigen –desde el rectorado– que “escuche el clamor del alumnado”. Unos tiemblan pensando Melody. Otros, El señor de las moscas. Otros se preguntan si no habría que llamarle un poquito la atención al profesor de italiano. Mientras tanto y hasta entonces, la cosa pasa por si el nuevo profesor de religión va a ser islámico y fundamentalista o... ¿o qué? En cualquier caso, si no gusta el resultado, ya está calentando un pentagonal profesor de educación física siempre listo y que Dios...

SIETE Hablando de eso, la materia Religión está cada vez más difícil de recitar. Desde el Vaticano se insiste en tests-sorpresa estilo “¿Dónde queda el Purgatorio, eh?”, se prepara la fiestita de la canonización-express de Juan Pablo II, se recomienda no bautizar con palabras raras a niños y utilizar los nombres inscriptos en el santoral católico y, en España, se condena la disminución de matrimonios eclesiásticos mientras se advierte que el matrimonio civil tiene la ligereza “de un contrato de teléfono móvil”. Cada vez me resultan más conmovedoras sus instrucciones para jóvenes que consideran a la Iglesia –según encuesta– “demasiado rica” (76 por ciento), que “se mete demasiado en política” (64), “anticuada en lo sexual” (75), “entrometida en temas que no le corresponden” (63), o que “dificulta con sus directrices disfrutar de la vida” (56). Por suerte, los prelados todavía no vieron Glee, con simpático alumno gay. Cuando la vean, seguro, dirán que ese es el tipo de demonio que tienta a sacerdotes didácticos y bla bla bla.

OCHO Reapareció el profesor de moral y cívica: el perseguido y suspendido juez Baltasar Garzón, de paso por Barcelona, dijo que “estoy tranquilo, pero cabreado”. Uy.

NUEVE La Real Academia Española y su nueva Ortografía y adiós a ciertos acentos monosilábicos y al tan ambiguo y misterioso de la palabra sólo. No olvidarlo: la RAE también asegura que blue-jean se escribe blujín. Ustedes dirán, ustedes escribirán.

DIEZ Efraín siempre será gallego y portero. El les daba la bienvenida –la escuela es el reino del apellido y del orden alfabético– a Baldasarre, Caballasca, Caricati, Ferreiro, Quiñones, Strabuco, Tamayo, Zabala. Efraín había viajado a mejores tierras. Y ahora los nietos o bisnietos de Efraín (cabe pensar que sus hijos regresaron a España) se disponen a desplegar sus alas una vez más rumbo a un nuevo mundo. Datos a tener en cuenta: el 66 por ciento practica deportes. El 35,8 por ciento no lee nunca. Lo que no significa precisamente que el resto –el 34,6 por ciento lo hace una o dos horas a la semana y sólo un 25 por ciento abre un libro por más de tres horas– esté inmerso y entusiasmado en la lectura de algo que NO transcurra en Hogwarts.

ONCE Julian Assange es: (a) mal alumno, (b) alumno regular, (c) alumno excelente, (d) copión.

DOCE El mejor en deportes –nada más que en deportes– se llama L. Messi. Cristiano R., en cambio, parece embelesado por el reflejo de su rostro en la ventana del aula junto a su pupitre. Y durante las próximas evaluaciones del cruel abril, el Barça se enfrentará al Real Madrid dos veces en apenas cinco días. Final de Copa del Rey y Liga. Ocasión perfecta para que muchos se hagan los enfermos.

TRECE Leo que una tal Amy Chua –portada de Time, sombra terrible y oriental de Sarmiento– ha publicado en Estados Unidos un firme y férreo manual de educación con el título de Himno de batalla de la madre tigre. La idea es convertir a los niños en algo así como alumnos-terminator y unidades de máxima eficacia para el futuro. Ahora bien, ¿y si resulta cierto aquello de “No Future”?

CATORCE Pocos cuentos de ¿terror? mejores que “La escuela de noche” de Julio Cortázar. Colegio tomado. Y a finales del próximo marzo Roger Waters llegará a Barcelona para representar su The Wall. Eso de “We don’t need no education” y el escándalo que le montaron a Pink Floyd por apología del analfabetismo cuando, en verdad, la banda inglesa no despreciaba a las blancas palomitas del saber ni se rendía ante los negros buitres de la ignorancia. A lo que cantaban no era a la felicidad de no saber sino a la tristeza de conocer demasiado bien a ciertos maestros. Esos indocentes (indecentes docentes) que, cuando te miran fijo, parecen recordarte con los ojos aquello que memorizaste sin esfuerzo pero a la fuerza. Eso que no termina ahí dentro y que ni siquiera ahí fuera, en la universidad de la calle, te autoriza a escaparte de ciertos trabajos manuales y manos negras. A ver –antes de que suene la campana del k.o., ¿o.k.?– repitan todos juntos: “Te espero a la salida”.

QUINCE Y saquen una hoja. Otra vez. Para siempre.

Compartir: 

Twitter
 

 
CONTRATAPA
 indice
  • Clases
    Por Rodrigo Fresán

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.