DEPORTES › EL SUB-17 ELIMINADO DEL MUNDIAL DE NIGERIA

Una derrota increíble

Los pibes de Brown ganaban 2-0 a media hora del final del partido contra Colombia, por los octavos de final, pero el equipo rival lo dio vuelta en tiempo de descuento.

Los tiempos en que los seleccionados juveniles ganaban los mundiales, como pasó con José Pekerman en Qatar ’95, Malasia ’97 y Argentina ’01, con Francisco Ferraro en Holanda ’05 y con Hugo Tocalli en Canadá ’07, se presentan hoy muy lejanos. La ausencia del seleccionado Sub-20 de Sergio Batista este año en el Mundial de Egipto y la temprana eliminación del Sub-17 de José Luis Brown ayer en Nigeria parecen acomodarse con justeza a la actualidad del fútbol argentino, donde los héroes del México ’86 cumplen funciones determinantes, con Diego Maradona como máximo estandarte al frente de la Selección y un cada vez más mañoso Carlos Bilardo agitando hilos desde las sombras, como manager general.

“Vine a la conferencia por respeto a la prensa, pero en realidad tengo ganas de hacer un pozo y enterrarme. Estamos muy apenados, vinimos a Nigeria con la idea de quedarnos hasta el 15 de noviembre (día de la final)”, admitió ayer Brown, luego de que sus juveniles quedaran eliminados del mundial de la categoría al perder por 3-2 frente a Colombia, luego de estar 2-0 arriba y 2-1 faltando sólo dos minutos para la finalización del encuentro que otorgaba al vencedor el pasaje a los cuartos de final del certamen.

No exageró tanto Brown su decepción, incluso sus palabras parecen hacer serie con aquella frase que Bilardo utilizó para explicar la sensación que le quedó en Italia ’90 tras la derrota en el debut frente a Camerún por 1-0 y la posibilidad de quedarse en primera ronda afuera del mundial, del que luego fue subcampeón: “Si te va mal en un mundial, lo mejor que puede pasarte es que en el viaje de regreso el avión se venga abajo”, les dijo a los jugadores en su afán de motivarlos.

“No esperábamos irnos tan rápido, esa es la verdad. Sabíamos las cosas que no teníamos que hacer en el campo y, así y todo, las hicimos. Tuvimos una mala tarde, pero sigo confiando en estos chicos y estoy seguro de que tendremos la revancha muy pronto”, agregó Brown para explicar el inesperado traspié.

El tema es que los juveniles argentinos ganaban cómodamente por 2-0, con goles de Leandro González Pirez (River) y Sergio Araujo (Boca), pero cuando a los 66 minutos se quedaron con un hombre menos por la expulsión de Esteban Espínola por doble amarilla, el equipo colombiano soltó amarras y se la jugó a todo o nada: Jeison Murillo había descontado a los 63 y Cuellar falló un penal que les hubiera dado la igualdad a los cafeteros, pero a falta de sólo dos minutos para terminar el tiempo reglamentario, Jean Blanco puso el 2-2 y, en el primer minuto de descuento, Héctor Quiñones cerró la cuenta para dejar al equipo argentino sin sueño mundialista.

Precisamente, el equipo de Brown había llegado a Nigeria tras obtener el subcampeonato en el Sudamericano y con la ilusión de conseguir el primer título para la categoría.

2- ARGENTINA

D. Martínez; Marín, L. González Pirez, Espíndola, Kruspzky; Cirigliano, Balbuena, Bitancourt; S. González; Villalba, Araujo.

DT: José Luis Brown.

3- COLOMBIA

Bonilla; Saiz, Castillo, Cuero, Caicedo; Arias, Cuellar, Robles, Murillo; Córdoba, Mendoza.

DT: Ramiro Viafara.

Estadio: Ijebu Ode (Nigeria).

Arbitro: Wolfgang Stark (Alemania).

Goles: 17m, González Pirez (A); 57m, Araujo (A); 63m, Murillo (C); 88m, Blanco (C); 90m, Quiñones (C).

Cambios: 35m, Tagliafico por Kruspky (A); 46m, Quiñones por Caicedo (C); 63m, Catano por Córdoba (C); 69m, Rasmussen por González (A); 78m, Orfano por Villalva (A); 86m, Blanco por Robles (C).

Compartir: 

Twitter
 

El colombiano Catano intenta consolar al pibe Rasmussen.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.