ECONOMíA › SE DEFINIó EL MONTO DE LA DEUDA A RENEGOCIAR CON EL CLUB DE PARíS

Ahora, condiciones de pago

Desde el Club de París informaron que se concilió la suma de la deuda que había sido defolteada en 2002. No se precisó el monto. Comienza la negociación por las formas de pago. Argentina pretende abonar en seis años y el Club, cobrar en 18 meses.

 Por Cristian Carrillo

La negociación entre la Argentina y el Club de París estaría cerca de un principio de acuerdo en el monto de la deuda. Así lo expresaron ayer directivos de ese grupo de países acreedores en declaraciones a agencias internacionales. El equipo económico inició en diciembre pasado la etapa formal para regularizar ese pasivo y concluir de esa manera con el default. Los principales puntos sobre los que se basa la tratativa son el monto de la deuda a reconocer y las condiciones en que se abonará ese compromiso. Según las fuentes citadas por esas agencias, hay una diferencia de apenas 2 por ciento entre lo que actualmente ofrece la Argentina y lo que pide el Club de París. Al ser consultado por este diario, el Ministerio de Economía se abstuvo de confirmar la información.

El 13 de diciembre pasado comenzaron las negociaciones tras el primer encuentro entre el ministro de Economía, Amado Boudou, y el titular de ese organismo, Ramón Fernández, aunque ambos funcionarios habían iniciado semanas antes los primeros contactos por carta. El acuerdo consta de dos etapas: la primera, para conciliar el monto de la deuda, mientras que la segunda estará focalizada en la forma de pago. Transcurrido más de un mes desde ese inicio formal de negociación, las partes “están cerca de alcanzar un acuerdo” definitivo respecto de la suma de esa deuda, según afirmaron directivos del Club de París.

“Hay progresos sobre las cifras, pero en los términos del reembolso no hay acuerdo por ahora”, dijo el funcionario, según consignan agencias internacionales, luego de la reunión que los miembros de ese cónclave mantienen habitualmente los martes. Las discusiones del monto se han centrado en qué tasa de interés por punitorios se debe aplicar a la Argentina tras nueve años de moratoria. Según los cálculos oficiales, se contabiliza al 30 de septiembre de 2001 una deuda de 6050 millones de dólares. Sin embargo, los países acreedores sostienen que se les reconozcan los intereses impagos y punitorios desde esa fecha. En ese caso el monto llegaría a 8950 millones de dólares, al 30 de octubre último. Sobre ese monto el equipo económico pretende una quita de por lo menos 1000 millones.

El ejecutivo del Club de París no reveló las cifras expuestas en la mesa de negociación por las partes involucradas; no obstante, sostuvo que la diferencia era marginal. “Es menos del 2 por ciento, lo que nos parece bastante cómodo y suficiente para comenzar a discutir los términos del reembolso”, afirmó el directivo. De esta manera, los plazos estipulados por el equipo económico se están cumpliendo. “La conciliación tendría que finalizar a más tardar en la tercera semana de enero. Es eminentemente técnico, en el que se pondrán sobre la mesa los contratos firmados que habrá que evaluar”, había estimado Boudou, quien ahora no quiso dar más precisiones.

Finalizada esa etapa comienza una más difícil: coordinar la forma en que se pagará. De hecho, las previsiones, tanto del gobierno argentino como del propio Club, son que no será antes de marzo o abril próximos, y las consultoras no lo prevén antes de junio. En este caso, la decisión de dejar al Fondo Monetario fuera de la negociación implica un trabajo distinto de una reestructuración habitual. Generalmente se presenta un plan y se espera que se apruebe. En este caso se trabaja conjuntamente en el diseño de la solución. La intención oficial es cancelar la deuda en seis años, con pagos incrementales durante 24 trimestres. En el Club de París pretenden un plazo mucho menor.

Tal como anticipó este diario, se busca implementar un esquema similar al pactado con España en 2007 por la deuda de casi 1000 millones de dólares por un préstamo que había recibido el gobierno de la Alianza. El acuerdo dividió los pagos en cuatro grupos: el monto de cancelaciones de los primeros ocho trimestres fue más bajo, en los siguientes cuatro hubo que pagar más, los ocho trimestres posteriores fueron aún mayores y los últimos cuatro son los más elevados. Los países acreedores del Club, por su parte, pretenden que se termine de cancelar todo en un plazo máximo de 18 meses.

Compartir: 

Twitter
 

Amado Boudou, ministro de Economía, y Hernán Lorenzino, secretario de Finanzas. Avances con el Club de París.
Imagen: DyN
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.