ECONOMíA › EXPECTATIVAS OFICIALES POR LA VUELTA AL MERCADO ESTADOUNIDENSE

Las relaciones carnales

Ricardo Buryaile estimó probable tener, antes de fin de año, un mercado de Estados Unidos “abierto” al ingreso de carnes argentinas. Dicha plaza permanece cerrada desde 2001. Expectativas por el nuevo vínculo comercial.

El ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, auguró la recuperación de los mercados internacionales de carne vacuna para la Argentina en el año próximo. “Incluso Estados Unidos, con quien vamos a estar quizás hacia fin de año con un mercado abierto de carne”, señaló, entusiasmado por los resultados de la visita del presidente norteamericano, Barack Obama, al país y por el fortalecimiento de los vínculos comerciales alcanzado. Ayer, la Embajada de Estados Unidos reflejó sus propias conclusiones sobre la visita a través de un comunicado, en el cual destacó el encauzamiento de numerosos acuerdos de cooperación comercial e inversiones a través de la conformación de equipos de trabajo binacionales “con una agenda de inminente desarrollo en agricultura, fomento de pequeñas y grandes empresas, energías renovables, hidrocarburos no convencionales, cambio climático, seguridad nuclear, defensa y salud”. El ministro de Producción local, Francisco Cabrera, y la secretaria de Comercio del país visitante, Penny Pritzker, junto al embajador argentino en Washington, Martín Lousteau, habían mantenido un encuentro el jueves en el palacio Duhau para avanzar en el Memorando de Entendimiento, en lo que constituyó el primer encuentro bilateral oficial para viabilizar los compromisos y las intenciones expresadas por ambas partes.

El principal acuerdo-marco de trabajo para el comercio e inversiones suscripto por ambos países, durante la visita de la delegación de la Casa Blanca, contempla la participación del sector privado “para desarrollar la creación de empleo y facilitar el diálogo en lo que respecta a propiedad intelectual, acceso al mercado y cooperación en agricultura y en objetivos compartidos en la Organización Mundial del Comercio (OMC) y otros foros multilaterales”, según enunció ayer la Embajada de Estados Unidos en Buenos Aires en su comunicado. “Respecto de la agricultura, ambos países se comprometieron a ampliar el comercio mundial de productos agrícolas y resolver los problemas pendientes de acceso al mercado”, apunta el documento.

En este sentido, Buryaile se entusiasmó ayer con la perspectiva de que estas negociaciones deriven en una apertura del mercado internacional de carnes para los productos argentinos en el corto plazo. En particular, el estadounidense, cerrado para los productos cárneos argentinos desde 2001, a raíz de un brote de fiebre aftosa no declarado por Argentina en su momento. El ministro de Agroindustria estimó posible que el país pueda acceder “hacia fin de año a un mercado abierto de carne en Estados Unidos”. Recordó que Argentina, una vez superado el brote, recurrió a la OMC en reclamo ante la continuidad de la restricción del mercado de Estados Unidos a las carnes argentinas. Dicho organismo se pronunció a favor de la posición argentina. No obstante, Estados Unidos no levantó las barreras que mantuvo cerradas en materia sanitaria. Buryaile se esperanzó que los gestos cordiales entre ambos gobiernos de esta semana le abran las puertas de Estados Unidos a las carnes argentinas. Las exportaciones vacunas de Argentina se derrumbaron de 750 mil toneladas en el año 2006 a la tercera parte en la actualidad. El problema que plantean los propietarios de carnicerías a nivel local es qué sucederá con el precio de los cortes principales de carne vacuna cuando se abra el mercado internacional, ya que la oferta –el stock actualmente existente de ganado para faena– sería insuficiente para atender al mismo tiempo una mayor demanda externa y niveles estables de consumo local, con lo cual la apertura exportadora se traduciría con un fuerte impacto sobre los precios internos. El período de recomposición del stock se extiende de dos a cuatro años, como mínimo.

La información publicada por la Embajada en su página web también detalla otros aspectos acorados en la reunión del ministro Cabrera con la secretaria de Comercio Pritzker. “Para apoyar los esfuerzos de las reformas económicas, se impulsará el comercio y las inversiones y se profundizará la cooperación con el G-20”, se señala allí, y se agrega a continuación, “en los próximos meses, habrá seis delegaciones de comercio que ayudarán a las empresas de ambos países a identificar oportunidades adicionales”.

Compartir: 

Twitter
 

La industria frigorífica sueña con abrir el mercado externo, pero por falta de oferta se encarecería el precio local.
Imagen: DyN
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.