ECONOMíA › LAS RESERVAS DEL CENTRAL CRECIERON 5000 MILLONES EN TRES MESES

Un otoño en el que lloverán dólares

El aumento en el ingreso de divisas por exportaciones y por la compra de activos financieros está forzando al Banco Central a comprar más dólares para sostener el tipo de cambio.

 Por Claudio Zlotnik

En los 92 días que transcurrieron desde que empezó el año, las reservas se incrementaron la friolera de 5000 millones de dólares. Pasaron de 32.037 millones de dólares a los 37.005 millones de anteayer, última jornada financiera hábil de la semana. En el mismo período del año pasado, se habían expandido menos: 3020 millones. Después del pago al Fondo Monetario se encontraban en 21.600 millones de dólares. La acelerada recomposición de las reservas obligó a los economistas de la city a una revisión de sus pronósticos. Dicen que para fin de año alcanzarán los 44.000 millones de dólares. Los más optimistas arriesgan que llegarían a 46.000 millones.

En el Banco Central aguardan una verdadera lluvia de dólares para las próximas semanas. Está a punto de arrancar la liquidación de la cosecha gruesa, que se prolongará hasta junio. En el entorno de Martín Redrado anticipan que los exportadores ingresarán alrededor de un 30 por ciento más que el año pasado, lo que incrementará la presión bajista sobre el tipo de cambio. Esa tendencia ya se vislumbró la semana pasada, cuando los cerealeros liquidaron 321,3 millones de dólares, un 22 por ciento por encima a los 262 millones del mismo período de 2006.

A este ritmo de ingreso de divisas, es muy probable que la semana próxima se quiebre el record histórico de 37.380 millones de dólares. Esa marca, alcanzada el 18 de enero de 2001, todavía durante la convertibilidad, incluye una pequeña trampa estadística, ya que computa alrededor de 5000 millones en títulos públicos. Esa contabilidad estaba avalada por la ley de convertibilidad, pero lo cierto es que en billetes físicos, el Banco Central poseía unos 32.400 millones de dólares, un monto que ya fue superado en esta época.

Más allá de la estadística, lo cierto es que tanto en el Central como en los bancos y consultoras privadas aguardan un fuerte ingreso de divisas en lo inmediato. Durante abril y mayo del año pasado, los cerealeros vendieron en la ventanilla del BC entre 60 y 70 millones diarios. Es probable que este año el monto promedio se acerque a los 100 millones.

Desde Reconquista 266 dijeron a Página/12 que una parte de ese excedente se compensará por la mayor demanda de divisas, de la mano de un repunte en las importaciones. El objetivo indisimulable del Central es sostener la cotización del dólar en torno de los 3,12 pesos actuales. Los expertos de la entidad aseguran que es una misión posible y recuerdan que el año pasado lograron el objetivo bajo un escenario similar. El Gobierno se juega a que la revaluación cambiaria sea un proceso lento que vaya de la mano de la inflación y no de la caída nominal de la moneda estadounidense. Existe la convicción de que, más que por el dólar alto, las presiones inflacionarias están relacionadas con el fuerte empuje de la economía y los altos precios de los commodities.

Consultoras como Ecolatina ya prevén reservas por 46.000 millones a fin de año. El relevamiento del Central entre bancos, consultoras y universidades indicó que el nivel de ahorro alcanzará a 44.000 millones. A principios de año, la previsión era de entre 40.000 y 41.000 millones.

A instancias de Néstor Kirchner, Redrado y Miceli coinciden en que hay que seguir juntando billetes. El argumento es que es una señal de robustez económica y un verdadero muro de contención ante eventuales cimbronazos financieros externos. Ese análisis coincide con el de otros bancos centrales. Brasil y China, por citar a dos países emergentes que son potencia, vienen de batir marcas históricas de acumulación de divisas.

En forma paralela, el BC tiene montada una estrategia para esterilizar los pesos emitidos con las intervenciones. El stock de Lebac y Nobac, los instrumentos utilizados para quitar pesos del mercado, acaba de alcanzar los 50.000 millones de pesos. El 85 por ciento de ese monto vence entre este año y el próximo, por lo que el BC pretende estirar esos compromisos por lo menos hasta el año 2010.

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.