EL MUNDO › DEL ARSENAL QUíMICO SIRIO

Desarme en marcha

Es improbable que Siria logre cumplir con la fecha tope del 31 de diciembre para sacar del país sus armas químicas más peligrosas, admitió ayer Naciones Unidas por primera vez. La ONU y la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) dijeron que se lograron importantes avances en la eliminación de dichas armas, pero llamaron al gobierno del presidente Bashar al Assad (foto) a intensificar los esfuerzos para cumplir con los compromisos asumidos. La guerra civil siria, problemas logísticos y el mal tiempo afectaron la operación para sacar los agentes químicos por el puerto de Latakia, señaló el comunicado conjunto.

La fecha tope del 31 de diciembre estaba incluida en el acuerdo alcanzado por Rusia y Estados Unidos, y respaldado por el Consejo de Seguridad de la ONU, para destruir todo el arsenal químico de Siria para junio próximo, pero el proceso se retrasó, sobre todo por problemas de seguridad en ese país, sacudido por la guerra. “Los preparativos continúan para transportar la mayor parte del material químico clave de Siria para su destrucción en el extranjero. No obstante, en este momento, el traslado del material químico más crucial antes del 31 de diciembre es improbable”, indicó el comunicado conjunto de Naciones Unidas y la OPAQ.

La declaración de la ONU se dio a conocer un día después de que expertos de varios países y organismos internacionales consensuaran en Moscú un programa de coordinación para el transporte marítimo seguro del arsenal químico sirio, según había expresado el director de Seguridad y Desarme de la cancillería rusa, Mijail Ulianov. En una reunión celebrada a puerta cerrada en la capital rusa, expertos de Rusia, Estados Unidos, China, Siria, Dinamarca, Noruega, la ONU y la OPAQ habrían acordado una postura única para garantizar el transporte por mar de las armas químicas sirias destinadas a su destrucción. “Se han celebrado múltiples consultas y se han planteado las acciones de las distintas flotas para garantizar la seguridad del transporte de componentes químicos desde el puerto de Latakia hacia aguas internacionales”, había explicado el diplomático ruso.

Según el acuerdo internacional, el material será llevado a un puerto italiano, desde donde será transportado a un barco de la marina de guerra estadounidense, que lo destruirá en el mar, según diplomáticos. El acuerdo para eliminar más de 1000 toneladas de agentes químicos evitó una incursión militar dirigida por Estados Unidos en respuesta a un ataque con armas químicas en agosto pasado cerca de Damasco, que según Washington dejó 1400 muertos.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.