EL PAíS › MARGARITA STOLBIZER ACUSó A ELISA CARRIó DE ROBARLE DIRIGENTES

De socias a rivales

La líder del GEN arremetió contra la titular de la Coalición Cívica-ARI en una visita al Comité Nacional de la UCR. Horas después la chaqueña le recriminó actuar por “conveniencia”.

 Por Sebastian Abrevaya

Como si se tratara de dos férreas rivales políticas, Margarita Stolbizer y Elisa Carrió protagonizaron ayer uno de sus cruces más duros desde que decidieron disolver la sociedad que construyeron entre 2007 y las legislativas de junio pasado. La líder del GEN visitó el Comité Nacional de la UCR y se mostró junto al nuevo titular de ese partido, el mendocino Ernesto Sanz. A unas cuadras y pocas horas más tarde, la titular de la Coalición Cívica-ARI patrocinaba el lanzamiento de una corriente interna de esa fuerza denominada Radicales en la Coalición, que conduce Juan Carlos Morán, el único diputado que decidió abandonar el bloque del GEN. “No es una buena estrategia de construcción para una fuerza que debería crecer hacia afuera y no andar robando gente entre los partidos que la integran”, afirmó Stolbizer al opinar de la actitud de Morán y Carrió. “La adversidad es el momento más oscuro para los que buscan la conveniencia. Porque están con unos, están con otros y finalmente no se sabe dónde están”, le retrucó, elíptica, la chaqueña.

Aunque algunos se esfuerzan por postergarla, la discusión de las candidaturas presidenciales hace crujir una y otra vez el frágil Acuerdo Cívico y Social. Carrió volvió a presentarse como líder de un proyecto nacional que va a gobernar en 2011 y retomó sus críticas al vicepresidente Julio Cobos. “Los que están pendientes de su propio éxito terminan en el lodo de las vanidades”, aseguró. El alejamiento de Stolbizer la dejó sin liderazgos en tierra bonaerense y Carrió sabe que, como dijo Morán en el acto, “no hay proyecto nacional sin inserción en la provincia de Buenos Aires”. Por eso se carga al hombro la militancia en el mayor distrito del país y presta su figura para el trabajo de captar dirigentes que no quieran acompañar una eventual candidatura de Cobos.

“Me preguntaron si vamos a ir juntos en el Acuerdo Cívico y Social. Vamos a ir juntos, pero no a cualquier lugar. Nosotros vamos a ir a la república, la ética y la justicia social”, insistió Lilita, acompañada por Morán y su grupo de dirigentes que, según aseguran, representan a “40 distritos de la provincia”. El acto se realizó entre bolas de espejos y luces rojas que ambientaban el boliche bailable Sudaca, elegido por ocupar el lugar donde estaba la vivienda de Leandro Alem.

A su turno, Morán había argumentado su decisión de abandonar el GEN: “Nos quedamos en la CC liderada por Carrió porque venimos a dar testimonio de nuestra coherencia. En el 2007 abrazamos un proyecto con un liderazgo y gracias a ese liderazgo y el arrastre de los votos de Carrió es que llegamos a tener este espacio reconocido”, aseguró el diputado. Para no dejar dudas de que estaba tildando a su ex jefa política de arribista, aclaró que no está de acuerdo con “que en épocas electorales se usen liderazgos”.

Fue la misma crítica que desde el ARI se le hizo a Eduardo Macaluse y Carlos Raimundi, entre otros, cuando enojados con Carrió decidieron abandonar el partido y crear el SI. Y a ellos pareció apuntar Lilita cuando aclaró que “ser progresista no es ser un resentido de café y tener una banca de diputado por cuatro años para mejorar el status social”.

Más allá de la crítica al “robo” de dirigentes, la líder de GEN se mostró mucho más conciliadora que sus ex socios. Cuando visitó al titular de la UCR suavizó sus palabras al señalar que “de todos modos estamos todos dentro del mismo espacio y si (el lanzamiento de Radicales en la Coalición) es para fortalecerlo, bienvenido sea”.

La ex candidata a gobernadora volvió al Comité Nacional después de abandonar el radicalismo en 2007, en rechazo de la candidatura presidencial de Roberto Lavagna. Lo hizo acompañada de los diputados nacionales Horacio Alcuaz, Virginia Linares y Gerardo Milman, los presidentes de los bloques de ambas cámaras en la Legislatura bonaerense, Luis Malagamba y Jaime Linares. Al lado de Sanz se encontraba el secretario general de la UCR, Jesús Rodríguez, cargo que tenía Stolbizer antes de abandonar el partido.

“Hemos tenido una interesante y afectuosa reunión”, dijo Sanz, quien en su rol de moderador de las tensiones entre Cobos y Carrió aclaró que “nadie dentro del Acuerdo tiene la intención de poner el caballo delante del carro”. El nuevo presidente de la UCR no tiene la misma relación con Carrió que su antecesor, Gerardo Morales. Ya protagonizó un primer cruce con la chaqueña que finalmente no pasó a mayores. Para evitar un nuevo enfrentamiento afirmó que los partidos que lo integran definirán “sus respectivas estrategias de alianzas recién en marzo del 2011”. Sin embargo, cuando le consultaron por el lugar que tendrá el vicepresidente, el senador mendocino ratificó que “formará parte del Acuerdo Cívico y Social, formando parte de la UCR y como radical, dentro del Acuerdo”.

Compartir: 

Twitter
 

Margarita Stolbizer volvió al Comité Nacional de la UCR y se reunió con Ernesto Sanz.
Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.