EL PAíS › LAS MOVIDAS DE LA OPOSICIóN CONTRA EL PROYECTO OFICIAL

Con marcha y con carpa

El radicalismo sumó su convocatoria a la marcha prevista para mañana al Congreso, contra la reforma judicial. Además, diputados opositores adelantaron que desde este mediodía funcionará una carpa frente al Parlamento.

La oposición sueña con repetir, aunque sea en parte, la repercusión del cacerolazo del jueves pasado en la marcha que viene promoviendo para mañana en el Congreso contra la reforma judicial. Ayer, el radicalismo se sumó a las fuerzas convocantes llamando a la gente a manifestarse en contra, aunque “de manera pacífica”. Otro grupo, motorizado por Patricia Bullrich, al que se sumaron el macrista Federico Pinedo, el peronista opositor Eduardo Amadeo y Claudio Lozano, del FAP, anunciaron que desde hoy pondrán en funcionamiento una carpa frente al Congreso, en la que habrá diversas actividades en oposición al proyecto del Ejecutivo.

La movilización comenzó a organizarse a partir de una propuesta de ONG que se oponen a la reforma, a las que rápidamente se sumaron los judiciales de Julio Piumato, en contra de la manera en que el proyecto plantea incorporar el nuevo personal en Tribunales, que promete ser por concurso y sin acomodos. “Cuando se quiere una ley que democratice, se esperaría un debate amplio y en todo el país, pero resultó ser un tratamiento express, rápido y fugaz, con profusas campañas publicitarias”, argumentó ayer Piumato su oposición. El sindicalista anticipó ayer que el sector de la CTA que encabeza Pablo Micheli participará de la movilización. Los judiciales comenzarán un paro de 72 horas a partir de las 11 de mañana.

El Comité Nacional de la UCR convocó ayer a los ciudadanos a sumarse a la protesta, dado que de aprobarse la iniciativa del Ejecutivo “se pondrá en riesgo la independencia judicial”. “Por eso –enfatizó la UCR en un comunicado–, convocamos a los militantes de todo el país a movilizarse” para “apoyar a nuestros legisladores y hacer que aquellos que aún están en duda oigan nuestras voces y terminen de decidirse en contra de esta reforma antidemocrática.”

Varios en el Congreso buscaron tomar distancia de la propuesta de Carrió de “impedir” que el Parlamento sesione, medida que el titular del bloque de diputados del Frente para la Victoria, Agustín Rossi, consideró “fascista y antidemocrática”.

El radicalismo advirtió que ellos convocaban a la ciudadanía a protestar, pero “en forma pacífica”. El FAP fue incluso más enfático en la diferenciación. “Los actuales legisladores fueron elegidos por la gente y la mayoría del oficialismo es legítima”, consideró la titular del bloque de diputados, Alicia Ciciliani. La socialista consideró que “si bien podría suceder un hecho político que modifique el curso de la reforma judicial, todo indica que el oficialismo tiene el número y la mayoría para aprobarlo. Además, esa mayoría es legítima porque los legisladores han sido elegidos por el voto popular”.

También fue crítica con Carrió la diputada Victoria Donda, también del FAP. Explicó que ellos alentaban la movilización de la gente contra la iniciativa, pero “no alentamos una interrupción del ejercicio de los poderes democráticos, pues sería como combatir el fuego con más fuego”.

Una novedad será que a partir de hoy al mediodía se instalará una carpa frente al Congreso, con actividades de todo tipo vinculadas con el rechazo a la reforma. Patricia Bullrich comentó que habrá charlas de intelectuales, abogados y referentes de ONG que se oponen a la iniciativa, así como actividades sociales y culturales.

Compartir: 

Twitter
 

Los opositores esperan repetir, en parte, el acompañamiento del cacerolazo del jueves pasado.
Imagen: Guadalupe Lombardo
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.