EL PAíS

Escándalo de aeronáuticos

La convocatoria a la asamblea general, que debía elegir la junta electoral para fiscalizar las elecciones de la Asociación del Personal Técnico Aeronáutico (APTA) el próximo 15 de septiembre, se suspendió ayer en medio de un escándalo de proporciones con diez trabajadores heridos por personas identificadas con el gastronómico Luis Barrionuevo y por efectos de gas pimienta. Cristian Prado, uno de los referentes del opositor Movimiento de Trabajadores Técnicos Aeronáuticos (MTTA), atribuyó los incidentes al oficialismo del sindicato conducido por Ricardo Cirielli (foto), quien “al ver que no contaba con los votos suficientes para ganar la junta electoral bajó las persianas” del local. Alrededor de las 11.30, cuando unos 500 afiliados a la APTA formaban fila en la puerta de la sede del gremio gastronómico de la calle Santiago del Estero 1254, del barrio porteño de Constitución, para ingresar a la asamblea, sorpresivamente fueron cerradas sus puertas. Esta situación motivó la protesta de los trabajadores que intentaron ingresar al local y fueron agredidas desde del interior.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.