EL PAíS › OPINIóN

Sospechas confirmadas

 Por Raúl Kollmann

El inédito apagón informático del domingo a la noche en Chubut resultaba más que sospechoso. Es que, aun habiendo fallado el sistema, era fácil publicar por Internet ya no el escrutinio mesa por mesa, pero sí el total de votos en cada distrito de la provincia. A esta altura, a 48 horas de la elección, parece claro que no se quiso dejar nada por escrito. Fue como aquellos partidos de pibes en que el dueño de la pelota, cuando la cosa venía mal, agarraba la pelota y se la llevaba.

En diálogo con este periodista, el candidato a vicegobernador del Peronismo Federal, Gustavo MacCarthy, aceptó ayer que la diferencia no es la del domingo, 1500 votos, sino de 600. Con el paso de las horas, esa cifra tampoco terminó siendo creíble.

- De los 1500 votos de diferencia que adujo la gente de Mario Das Neves, 800 se evaporaron en una sola mesa, con ese error de tipeo que nadie controló. Hasta el sistema más elemental indica que si en una urna aparecen más votos que los registrados en el padrón de esa mesa, la planilla no se puede cargar. Sin embargo, al candidato de Das Neves se le cargaron 888 votos, en lugar de 88.

- Ayer se detectaron, inesperadamente, otros 137 votos del FpV en Rawson, que en forma oficial ya recortan también la diferencia. A esto se suman otros 105 del recuento parcial de Trelew. O sea que la diferencia bajó 242 votos en forma oficial.

- Quedan varias mesas en las que el Frente para la Victoria aparece con cero votos.

- De manera oficiosa, anoche la diferencia quedó en 260 votos. Nada más.

- Faltan escrutar 13 mesas, cuyos telegramas se perdieron y que habrá que volcar al escrutinio definitivo desde las planillas o desde las urnas mismas. En esas 13 mesas hay en disputa no menos de 2600 votos.

- Y, por supuesto, falta escrutar en forma definitiva casi el 90 por ciento del total de sufragios, lo que viendo lo ocurrido ayer con el diez por ciento –Rawson y, parcialmente, Trelew–, no sólo deja abierto el final, sino que le da grandes chances al FpV.

MacCarthy argumentó que el Peronismo Federal también detectó errores que perjudicaron a su candidato, Martín Buzzi. ¿Cuáles?, preguntó este diario. “Hemos detectado varios casos de mesas en las que nos computaron entre cinco y diez votos menos de los que sacamos”, fue la respuesta. ¿En qué mesas? “No, no tengo aquí el listado.” Final del diálogo. Queda flotando la evidencia de que, por lo menos hasta ahora, los errores fueron todos para un lado, en beneficio del candidato de Das Neves.

Hay una sola certeza: las elecciones de Chubut no salieron como se dijo el domingo. El Tribunal Electoral Provincial ya había mostrado parcialidad a favor del gobernador durante todo el proceso previo a los comicios y durante la noche del domingo exhibió torpeza e intencionalidad. En el marco de este terremoto de sospechas confirmadas habrá que determinar ahora quién ganó.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • Sospechas confirmadas
    Por Raúl Kollmann
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.