EL PAíS

Miradas sobre la protesta docente

ROXANA PERAZZA *

“Ciudadanos críticos”

“Con el paro de hoy y las marchas, los docentes están marcando una necesidad de justicia; yo respaldo que este reclamo sea un mensaje no sólo entre los adultos, sino que se difunda también a los chicos, porque una de las funciones de la escuela es la de formar ciudadanos críticos. Necesitamos que las futuras generaciones tengan desarrollada su capacidad de demandar y de hacer cosas con los otros y por los otros, y que aprendan cómo evitar que se produzcan estas situaciones de injusticia.

También estoy de acuerdo con los docentes en la necesidad de que los reclamos apuntan a esclarecer no solamente quiénes fueron los autores materiales del crimen, sino también los niveles de responsabilidad política. Esto hace a la construcción de ciudadanía.

El asesinato de Fuentealba fue producto de la impunidad. No me sorprende que el gobernador Jorge Sobisch haya considerado que el asesinato de Fuentealba no lo afectaba en su carrera política, al punto de decidir presentarse como candidato a presidente. En cambio, sí me preocupa que no haya tenido un veto social que le impidiera candidatearse. En sintonía con el no olvidar, la demanda a otras instancias de nuestra democracia para que este asesinato se esclarezca y haya justicia es un derecho de todos los ciudadanos.”

* Ex secretaria de Educación de la ciudad de Buenos Aires.


EMILIO TENTI*

“Pobreza democrática”

“Ante un hecho como el asesinato de Fuentealba, lo primero por hacer es exigir verdad, juicio y castigo a los culpables. Y aprovechar estos aniversarios para hablar en las escuelas con los alumnos acerca de quién era este maestro, cómo murió, quiénes son los culpables y cuáles son las razones estructurales que llevaron a que se cometieran estos hechos de barbarie. Que en principio tienen que ver con el deterioro de la condición docente y con el deterioro de las reglas elementales de la discusión democrática. Si en el siglo XXI las luchas salariales o sociales tienen para nosotros este costo, es evidente que hay algo que no funciona en nuestra democracia. El crimen de Fuentealba habla en este sentido de la pobreza de la democracia y del Estado de derecho en la Argentina. Nos agredió a todos como sociedad, no puede ser pensado como un hecho aislado, sino como una agresión a toda la comunidad, que tiene responsables materiales y también políticos: aquellos que no supieron darle un cauce a la negociación. Aparte de los culpables directos, tenemos que analizar cuáles son las circunstancias que explican que se produzcan este tipo de acontecimientos tan lamentables. Aunque los responsables políticos no han querido asumir su responsabilidad, estoy seguro de que van a tener un castigo en las urnas. Las responsabilidades políticas se pagan en las elecciones.”

* Licenciado en Ciencias Políticas y Sociales - Especialista en Educación.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.