PIRULO DE TAPA

OLIMPICOS

“La música no es una experiencia religiosa ni debe estar al servicio de la Iglesia ni de la aristocracia”, afirmó Daniel Barenboim, que junto con su orquesta, la West-Eastern Divan (WEDO), se encuentra en la capital británica para interpretar las sinfonías de Beethoven en el Royal Albert Hall, como parte de las actividades culturales que se están realizando en Londres por los Juegos Olímpicos. Hoy, coincidiendo con la inauguración de los Juegos, la orquesta interpretará la Sinfonía Número 9. Barenboim recalcó que la música clásica “mezcla perfectamente lo físico y lo espiritual” y “está por encima de las normas y los poderes que gobiernan el mundo”.

Compartir: 

Twitter
 

 

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.