SOCIEDAD › INVESTIGAN SI ESTá VINCULADO CON OTROS CUATRO CASOS

Detenido por el crimen del estudiante

Un joven de 22 años se encuentra detenido sospechado por el crimen de Rodrigo Ezcurra, el estudiante de Filosofía que apareció asesinado con un balazo en el pecho el 11 de abril pasado en los monoblocks del Barrio Rivadavia, en el Bajo Flores. Los investigadores policiales aseguran que el detenido, de 22 años, mencionado como Marcelo o Marcelito en los testimonios, está vinculado, al menos, con otros cuatro crímenes con algún tipo de repetición temática, como que se trató de homicidios en ocasión de robo y que las víctimas aparentemente –aún no está comprobado– eran consumidores de drogas que se acercaban al barrio a comprar a su dealer. De todos modos, los especialistas tienen muchas dudas que intentan revisar antes de poder demostrar los crímenes que en las hipótesis le quieren atribuir. Por el momento, cuentan con testimonios barriales que hablan de un tal Marcelo o Marcelito, que en las descripciones parecen coincidir con el detenido, según aseguran las fuentes policiales.

La detención se produjo el sábado pasado, atravesada por una cruzada mediática de críticas a los resultados de las investigaciones policiales en la Bonaerense y la Federal. Se llegó a afirmar que habían detenido a un asesino serial, y que asesinaba con una pistola policial. El dato ya partía de una base errónea, ya que la pistola de 9 milímetros policial está comprobado que fue utilizada sólo contra Ezcurra. Incluso, al menos una de las otras víctimas murió de un escopetazo, lo que haría del detenido un asesino serial sin series.

“Por ahora no fue detenido por seis crímenes sino por uno solo, el de Ezcurra”, aseguró a este diario un oficial de Homicidios. Qué tienen comprobado los investigadores, “que las víctimas son ocasionales, no viven en el barrio, porque si no nos hubiéramos enterado antes, nos hubiera llegado el temor de la gente del barrio, pero como era de afuera, no los conocían y no dijeron nada”.

Hasta la fecha, el juez de menores 7 Enrique Velázquez había ordenado la detención de un adolescente sospechado, pero la aparición del supuesto Marcelito derivará el caso hacia la justicia de adultos, donde varios fiscales investigan los otros crímenes.

“No se trata de un ‘asesino serial’ tradicional porque no sigue un patrón de crímenes –sostuvo el oficial–. En este caso, los homicidios fueron todos distintos, nunca dejó mensajes ni fueron cometidos con la misma arma.” Lo que ya abría el debate sobre las características de un asesino serial que, sin patrones de repetición, deja de ser serial.

El oficial además explicó que existía una orden de captura desde la semana pasada, pero no lo podían detectar hasta que casualmente lo vio un policía de la comisaría 38ª caminando por la calle con una 9 milímetros.

“Después de detenido dio un domicilio que no era. Nunca pudimos dar con su domicilio verdadero. Cuando fuimos a uno que nos dio, no era. Es posible que ahí hubiera vivido con una mujer, pero no era su domicilio. También tenemos que vivía en un auto.” La información sobre Marcelito, aparentemente agarrada con pinzas y clips, parece tener como soporte los testimonios de la causa que, hasta que no quedan firmes, siempre corren el riesgo de ser testigos nulos o inexistentes.

La sorpresa de los investigadores llegó cuando escucharon en varios testimonios coincidentes que el tal Marcelito había hecho una promesa a San la Muerte, un santo particular tumbero tan conocido como la ruda, incluso su culto se realiza junto con ruda. El culto del santo, como el del Gauchito Gil, tiene una clara resonancia antipolicial y no es originario de Argentina. En toda Latinoamérica, incluso en México, los códigos tumberos mencionan al San la Muerte. Los presos suelen insertarse bajo la piel un huesito que representa un amuleto icónico, el cuerpo del propio santo que los protege de las balas policiales. Los testimonios del caso parecen asegurar que el tal Marcelito hizo sus promesas ante un celular y los investigadores están detrás de ese hipotético celular que buscaría confirmar lo que por ahora es una suma de imprecisiones.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.