SOCIEDAD › CONTROLES EN TALLERES TEXTILES

Despido y polémica

El subsecretario de Trabajo porteño, Alejandro Pereyra, fue desplazado ayer de su cargo, en medio de una polémica por los controles a los talleres textiles ilegales. El Ministerio de Producción explicó, en un comunicado oficial, que existían diferencias entre el titular de la cartera, Enrique Rodríguez, y el funcionario desplazado en cuanto a la “organización del trabajo del área de inspecciones”, y descartó que la decisión tuviera vinculación con los controles realizados esta semana contra una importante empresa de indumentaria.

La Subsecretaría de Trabajo había sido la encargada de una serie de operativos en los talleres textiles ilegales, que producirían prendas para la marca Kosiuko. Pereyra se mostró “dolido en términos personales” por su alejamiento y lo relacionó a que “cuando se controla el trabajo ilegal a algunos no les gusta”, pero evitó aclarar a quién se refería.

“En términos personales, me duele esta decisión, pero en términos institucionales, creo que hacer algo es cada vez más difícil, porque cuando se controla el trabajo ilegal algunos no quieren”, manifestó. Estas declaraciones se produjeron después de resistir el pedido de renuncia que le había hecho llegar Rodríguez, aparentemente motivado en un respaldo del secretario general de la CGT, Hugo Moyano.

Por lo pronto, desde el Ministerio de Producción se aseguró que “se continuará con las investigaciones a las grandes marcas”.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.