ECONOMíA › LA INDUSTRIA RETROCEDIó 1,8 POR CIENTO INTERANUAL EN ENERO

Arrastrada por los autos

El sector automotor retrocedió 28,9 por ciento por las paradas técnicas y la baja demanda de Brasil. El resto de la industria creció casi uno por ciento en promedio. Los rubros que producen para el mercado interno computaron la mayor expansión.

 Por Federico Kucher

La actividad industrial anotó una merma del 1,8 por ciento en enero respecto del mismo mes del año pasado. Así lo informó ayer el Indec. El bloque automotor, al igual que ocurrió a lo largo de 2014, registró el peor desempeño entre los doce sectores que componen el complejo manufacturero. El dato requiere observar que el resto de la industria, sin contabilizar las terminales, arrojó un crecimiento de casi el uno por ciento. Los rubros que producen para el mercado interno computaron la mayor expansión, donde se destacó el desempeño de los minerales no metálicos para la construcción, la refinación de petróleo y los productos químicos. El programa Ahora 12, que Cristina Fernández de Kirchner prorrogó esta semana, fue uno de los instrumentos centrales del Gobierno para promover el nivel de producción local y el consumo en el mercado interno.

El bloque automotor anotó una merma del 28,9 por ciento el mes pasado. El retroceso de las exportaciones a Brasil fue el principal elemento para explicar la floja performance de las terminales. En enero se despacharon vehículos por 159 millones de dólares, con una merma del 68 por ciento interanual. La economía brasileña registró un flojo crecimiento del 0,3 por ciento, al tiempo que las perspectivas apuntan a una caída del Producto para los próximos meses. El estancamiento del principal socio comercial de la Argentina es relevante para comprender el bajo volumen de despachos de la rama automotriz.

Además de Brasil, otro elemento que potenció la contracción de la producción automotriz fue que hubo varias plantas que entraron en paradas técnicas. “Enero resultó un mes atípico, puesto que casi el total de los asociados iniciaron los recesos de vacaciones, cuando otros años esperan para iniciarlo en febrero. Varios establecimientos avanzaron en la construcción y ejecución de infraestructura para mejoras en los procesos”, indicaron desde Adefa, entidad que agrupa a los fabricantes de la rama. La menor actividad de las terminales generó un efecto contagio en los rubros encadenados a la producción de vehículos. El bloque de caucho y plástico marcó una caída del 9,5 por ciento en enero respecto del mismo mes del año pasado. En el desagregado del sector se destacó la caída de neumáticos, con una baja del 33,3 por ciento interanual. Además, el bloque de metálicas básicas, que es un proveedor clave para las carrocerías de los rodados, anotó una contracción del 3,5 por ciento.

A diferencia de este desempeño, las industrias que destinan su producción al mercado interno computaron una expansión de los negocios. La refinación de petróleo fue una de las actividades que se destacaron, con un crecimiento del 3,7 por ciento. El Estado ocupó un rol central a través de YPF para incrementar los niveles de inversión en el sector de hidrocarburos, con el objetivo de reimpulsar la exploración, la explotación y la refinación de crudo. Otro de los complejos que anotaron una fuerte expansión fue el de minerales no metálicos. El detalle del sector precisó que el cemento avanzó 2,8 por ciento, mientras que el vidrio lo hizo al 13,1 por ciento. Este dato resulta central porque posibilita adelantar el mayor dinamismo de la actividad de la construcción.

Otra de las ramas que anotaron una buena performance fue la de alimentos, con una alza del 1,6 por ciento, donde se destacó la expansión del 9,3 por ciento en carnes rojas, del 12,7 por ciento en carnes blancas y del 4,3 por ciento en yerba mate y té. Además, el complejo de sustancias químicas registró un alza del 1,1 por ciento (productos farmacéuticos avanzó 5,9 por ciento; gases industriales, 13,6 por ciento, y materias primas plásticas, 2,3).

El crecimiento de la producción de estos sectores que proveen a la población local resulta central porque indica que el consumo pudo sostenerse en los últimos meses. La política de ingresos del equipo económico, con incremento de salarios, alza de jubilaciones y ajuste en la transferencia de programas sociales para sectores postergados, fue una herramienta clave para defender la capacidad de compra.

Compartir: 

Twitter
 

Adefa informó que varias terminales estuvieron de receso en enero.
Imagen: AFP
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.