ECONOMíA › MEGATRATADO COMERCIAL DE EE.UU. Y COREA DEL SUR

El “mundo libre” de Mr. Bush

Estados Unidos y Corea del Sur concluyeron a contrarreloj en Seúl un gigantesco acuerdo de libre comercio que elimina las tarifas de miles de productos de ambos países, pese a la feroz oposición de campesinos, obreros y activistas surcoreanos. Un fracaso del TLC con Corea del Sur hubiera sido una mala señal para los acuerdos comerciales ya concluidos por Estados Unidos con Colombia, Panamá y Perú, que aguardan la aprobación del Congreso de mayoría demócrata, y para las negociaciones de la “ronda de Doha” para liberalizar el comercio mundial.

El acuerdo, el más importante concluido por Washington desde la firma del Tratado de Libre Comercio de América del Norte con México y Canadá en 1993 (el Nafta), “es beneficioso tanto para Estados Unidos como para Corea del Sur”, aseguró Karan Bhatia, adjunta de la representante estadounidense de Comercio, durante una conferencia de prensa en Seúl. “Ambos ganamos”, afirmó el ministro de Comercio surcoreano, Kim Hyun-Chong, tras lograr excluir a último minuto el barato arroz estadounidense del TLC.

Desde el inicio de las negociaciones, hace 10 meses, el acuerdo era criticado por decenas de miles de campesinos y otros trabajadores surcoreanos que temen perder sus empleos, así como por activistas opuestos a la liberalización comercial. Uno de estos activistas se inmoló el domingo durante una protesta contra el TLC en Seúl y se halla internado en estado grave. Las negociaciones debían culminar el viernes, pero la fecha límite fue aplazada en dos oportunidades a raíz de diferendos persistentes sobre el arroz, los automóviles y la carne.

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.