ECONOMíA › RECUPERACIóN DE LA BOLSA PORTEñA. MERVAL, 6,6 POR CIENTO

La ola a favor no alcanzó a los bonos

La Bolsa porteña se recuperó fuerte ayer, gracias al envión que recibió desde Wall Street. El índice Merval cerró con una ganancia de 6,6 por ciento, luego de haber llegado a ceder hasta más de 2 por ciento. El fuerte avance de los principales indicadores neoyorquinos, que treparon casi un 11 por ciento (ver aparte), encontró su vía de contagio al mercado local a través de los Cedear (opciones de empresas extranjeras que cotizan en el país). A pesar del alivio internacional, los títulos públicos volvieron a ser presa de la sinrazón de los inversores. Papeles que prometen cuadruplicar la inversión en menos de cuatro años volvieron a desplomarse. El más castigado fue el bocon previsional PRE9, que cayó un 15,5 por ciento. Por otro lado, los montos en bonos siguieron siendo insignificantes, mientras los analistas aseguran que los precios los ponen los compradores.

“O no hay lógica o es muy perversa”, es el interrogante que podría resumir la sensación que deja a diario el mercado. En las últimas semanas, los inversores institucionales, tanto AFJP como bancos privados, forzaron una injustificada caída de los papeles locales. Ahora éstos mismos dicen que precios tan bajos y rendimientos tan altos “seguramente esconden algún problema en las finanzas del Gobierno”. Y, encima, nunca faltan los agoreros que hablan de “posibles incumplimientos” en el pago de intereses y capital de la deuda, a pesar de que esos vencimientos estén a la vuelta de la esquina.

La situación se enrarece más en un mercado que sólo se mueve por precios y no adquiere títulos como ahorro. “Hoy los compradores son muy pocos y las pequeñas cantidades que se negocian se hace a los precios que éstos ponen, mientras que las AFJP poco hacen para defender esos valores, lo que explica la excesiva caída de los títulos”, explicó a este diario el titular de Arpenta, Julio Bruni. Entre los más castigados en la rueda se destacan el PRE9, junto con la serie Boden 2013 en dólares, que cayó 8,8 por ciento, y el Bogar 18, que retrocedió 8,1 por ciento. El Boden 2012, que ofrece un rendimiento anual del orden del 75 por ciento (cuadruplicar lo invertido en cuatro años), cedió 1,6 por ciento. “A estos niveles, resultan interesantes aunque se haga una reestructuración”, ironizó Bruni.

En la plaza accionaria el alivio provino desde Estados Unidos. Sobre la reunión de la FED, que finaliza hoy, comenzó a tomar cuerpo la intención de un nuevo recorte de la tasa de interés y disparó a la Bolsa neoyorquina 10,9 por ciento para el índice Dow Jones (ver aparte). La vía de transmisión fueron las acciones de empresas internacionales que cotizan en la Bolsa porteña (Cedear). De la mano de estas especies, el Merval comenzó su recuperación hasta cerrar con una ganancia de 6,6 por ciento, hasta cerrar en los 893,9 unidades. El volumen de negocios fue el de un día habitual, se operaron 119,8 millones de pesos. En cambio, los bonos locales reunieron un monto de 1051,1 millones.

El Merval recibió también ayuda de Tenaris y Petrobras Brasil, las dos empresas de mayor ponderación en el panel de empresas líderes, que avanzaron 14,7 y 8,8 por ciento respectivamente. Los acompañaron Edenor, con un alza de 14,4 por ciento; Siderar, 9,5 por ciento; Ledesma, 8,1 por ciento, y BBVA Francés, 4,6 por ciento.

Compartir: 

Twitter
 

El repunte bursátil reprodujo el avance de Wall Street.
SUBNOTAS
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.