EL MUNDO › PROPUSO LA FORMACION DE UNA COALICION INTERNACIONAL PARA COMBATIR LA INSURRECCION JIHADISTAS

Obama convocó a Occidente a unirse contra el EI

La Casa Blanca indicó que el jefe de Estado se reunirá con los aliados de la OTAN para desarrollar una coalición internacional que establezca una estrategia y que continuará apoyando a Irak en su lucha contra el Estado Islámico.

Estados Unidos llamó a crear un frente global contra los jihadistas en Irak y Siria tras la decapitación del segundo periodista estadounidense. Al mismo tiempo, Francia y Gran Bretaña evaluaron la posibilidad de una acción militar. “Sabemos que si se nos une la comunidad internacional podemos seguir reduciendo la esfera de influencia del Estado Islámico (EI), su eficacia, su financiamiento, sus capacidades militares”, dijo el presidente Barack Obama. El mandatario se expresó en esos términos durante una visita a Estonia, antes de asistir a la cumbre de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que tendrá lugar hoy en Gales. La Casa Blanca indicó que el jefe de Estado se reunirá con los aliados de la OTAN para desarrollar una coalición internacional que establezca una estrategia y que continuará apoyando a Irak en su lucha contra el EI. En ese contexto, la Unión Europea (UE) dijo estar más comprometida que nunca en respaldar los esfuerzos internacionales para luchar contra el grupo jihadista.

El mandatario François Hollande subrayó la importancia de una respuesta política, humanitaria y, de ser necesario, militar, en el respeto del derecho internacional para luchar contra el EI, señalaron desde la presidencia francesa. Desde el 9 de junio, cuando empezara la ofensiva del grupo radical en Irak, fuerzas iraquíes y kurdas recuperaron de manos de los jihadistas varias zonas del norte de Bagdad, entre ellas la ciudad de Amerli, asediada durante dos meses por el EI.

Por su parte, Matthew Olsen, director del Centro Nacional Antiterrorista norteamericano, quien declaró no disponer de información creíble sobre algún proyecto de atentado del EI contra Estados Unidos, afirmó que –por temible que sea– el EI no es invencible y está debilitado por los ataques aéreos realizados en el norte de Irak. “Con una amplia coalición integrada por aliados internacionales tenemos los medios para vencer al Estado Islámico”, consideró Olsen. El grupo jihadista fue debilitado por la campaña de ataques aéreos lanzada por Estados Unidos en el norte de Irak, consideró el titular del centro antiterrorista. “Debido al éxito de estos ataques, el EI está perdiendo armas, equipo y territorio”, agregó.

Los jihadistas son vulnerables a las operaciones militares coordinadas y eficaces de Estados Unidos, prosiguió Olsen, y consideró que es importante poner en perspectiva las amenazas del grupo islamista, al señalar que los militantes son peligrosos, pero descartó que se trate de la amenaza que representaba Al Qaida antes de los ataques del 11 de septiembre de 2001. “El EI no es Al Qaida pre-9-11”, señaló.

Haciéndose eco de las declaraciones del presidente Barack Obama, Olsen llamó a la conformación de una coalición internacional para derrotar a los extremistas luego de que el martes los jihadistas divulgaran un video con la ejecución de Sotloff. En el video titulado Segundo mensaje a Estados Unidos, Sotloff, de 31 años, que fue secuestrado probablemente en Siria en agosto de 2013, habla mirando a cámara y dice ser víctima de la decisión de Obama de llevar a cabo ataques aéreos contra los jihadistas en Irak. La puesta en escena es muy similar a la del video difundido el 19 de agosto, en el que se veía la decapitación de James Foley, de 40 años, secuestrado en Siria en 2012. Sotloff trabajaba para las revistas Time y World Affairs.

Al ejecutar a Sotloff, el EI cumplió una amenaza que había lanzado hace dos semanas en otro video donde se observaba la decapitación de Foley. La organización de defensa de los Derechos Humanos Human Rights Watch señaló que la milicia islamista ya ejecutó a más de 500 prisioneros, posiblemente soldados iraquíes. El grupo sunnita, que proclamó la creación de un califato en las regiones que conquistó en los últimos meses en Irak y Siria, amenazó en un nuevo video –difundido a partir de la decapitación de Sotloff– con matar a un tercer rehén, en este caso el británico David Cawthorne Haines, ejecutivo y ex soldado que trabajaba para organizaciones de ayuda humanitaria, según afirmó la cadena estadounidense NBC.

Ante esta amenaza, Londres manifestó que examinará cualquier opción posible para proteger a esta persona, al tiempo que el primer ministro británico, David Cameron, que calificó el video de la decapitación de Sotloff de asqueroso, reunía a su gobierno en una sesión de emergencia.

Ayer, Obama aseguró que Wa-shington no se dejará intimidar por la decapitación del periodista estadounidense, pero admitió que necesitará tiempo para derrotar a los extremistas del EI. Según Olsen, más de 12.000 combatientes extranjeros viajaron a Siria para luchar contra el régimen de Bashar al A-ssad, incluidos más de 1000 europeos y más de 100 estadounidenses. “Muchos de estos extranjeros se han unido a las filas de EI”, agregó Olsen, advirtiendo que estos combatientes podrían volver a Occidente y ser utilizados por el EI para hacer ataques terroristas.

Tras la publicación del video de la ejecución de Sotloff, asesinato confirmado por la Casa Blanca, el Pentágono anunció que aumentará su presencia militar en Irak con el envío de más soldados a Bagdad.

El portavoz adjunto del Pentágono, el coronel Steve Warren, detalló que 405 nuevos soldados viajarán en los próximos días para reforzar la seguridad de la embajada estadounidense en Irak, mientras que 55 abandonarán el país. Warren indicó que el incremento no responde a amenazas específicas contra la delegación estadounidense, sino a un análisis en general de la situación de seguridad. Hasta el momento hay 861 militares estadounidenses en Irak para proteger a las representaciones diplomáticas, asesorar al Ejército iraquí, recopilar inteligencia y participar en operaciones aéreas de distribución de ayuda humanitaria y bombardeo de posiciones del EI en el norte del país árabe. Con el aumento hasta los 1200 soldados, Estados Unidos marcará su mayor presencia militar en Irak desde la retirada de tropas a fines de 2011, que puso fin a casi nueve años de guerra en el país.

Compartir: 

Twitter
 

Desde Estonia y un día antes de la cumbre de la OTAN, Obama llamó a crear un frente global contra el Estado Islámico.
Imagen: AFP
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.