EL MUNDO

“Culpo a la reforma electoral”

 Por María Laura Carpineta

Ricardo Merlo fue el primer argentino elegido para el Parlamento italiano el año pasado. Oriundo de Mataderos, fue uno de los diputados del exterior que le permitieron a Romano Prodi y a La Unión alcanzar la mayoría en la Cámara baja. En diálogo con Página/12, explicó cómo se llegó a la crisis actual. “Con la reforma electoral, Berlusconi le dejó una bomba debajo del escritorio al que viniera después”, aseguró el diputado, refiriéndose a la reforma que eliminó el premio de mayoría en el Senado, que ampliaba la diferencia de bancas entre el oficialismo y la oposición–. “Ahora cualquier grupo de dos o tres senadores puede condicionar un gobierno”, agregó.

–¿Le sorprendió el resultado de ayer en el Senado?

–Desde el principio se vivió este suspenso en la mayoría de los temas por la poca diferencia que hay en el Senado. Creo que estos dos senadores comunistas que se abstuvieron mostraron una actitud adolescente. ¡Prácticamente hicieron caer el gobierno! Además deberían saber que si cae Prodi, la oposición va a ganar las elecciones y, probablemente, vuelva Berlusconi.

–¿Por qué cree que Berlusconi tiene más oportunidades?

–Primero porque tiene el partido mayoritario y un gran manejo de los medios de comunicación. Además, el plan económico de Prodi fue de ajuste –uno que yo no apoyé–. Aumentó los impuestos y achicó los gastos para llevar el déficit al nivel de la Unión Europea. Quiso corregir la economía técnicamente y esto generalmente no es muy popular.

–¿La abstención de los dos senadores comunistas puede interpretarse como una decisión personal o una postura del partido?

–Acá no es que un partido haya dejado la coalición. Lo que sucedió fue que dos senadores fueron muy irresponsables. Incluso ahora están declarando que si Prodi llama a un voto de confianza ellos lo apoyarán. Además, no estaban pensando en el país. Italia recién está empezando a crecer después de dos años de recesión.

–¿Cuál es su posición sobre la permanencia de Italia en Afganistán?

–La presencia de Italia en Afganistán es consecuencia de los acuerdos que firmó como miembro de la OTAN. Pero no se trata de una política exterior ciento por ciento proestadounidense. En Irak, Prodi retiró las tropas porque ahí se trataba de un país que invadió a otro.

–¿Esto significa que podría surgir un nuevo gobierno con la misma coalición de centroizquierda?

–Es muy temprano para predecir. Creo que hay un 50 por ciento de probabilidad que surja un Prodi bis –es decir, un nuevo gobierno dirigido por el actual premier– con un apoyo puro del centroizquierda, y otro 50 por ciento de que el gobierno incluya técnicos y amplíe su coalición a partidos de centro, que ya han adelantado que no apoyarán a Berlusconi.

–Además de la política exterior, ¿cuáles son los otros temas que crearon diferencias al interior de La Unión?

–En principio, fueron los derechos y obligaciones de las parejas, de distinto sexo o no, que conviven. El otro tema ahora era la reforma de las pensiones. Se trata de cuestiones que siempre son complicadas, pero ahora es peor porque cualquier grupo de dos o tres senadores puede condicionar un gobierno. Estamos frente a una crisis estructural porque Berlusconi dejó una bomba debajo del escritorio de quien viniera después.

–¿Están preparando una nueva reforma electoral?

–Se está trabajando para la próxima elección, pensando en un gobierno de cinco años. Pero ahora hay que ver si el centroizquierda quiere cambiarlo, en vez de dejárselo al próximo gobierno para que también lo sufra.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.