EL PAIS › PRESENTACIONES JUDICIALES DEL PO Y DEL PL

Denuncias sobre la Triple A

 Por Adriana Meyer

El Partido Obrero se presentó ayer como querellante en la causa por los crímenes de la Triple A. Los dirigentes Jorge Altamira, Marcelo Ramal y Pablo Rieznik documentaron ante el juez federal Norberto Oyarbide los casos de Jorge Fischer, Miguel Angel Bufano y Héctor Noriega. Además, la agrupación Justicia Ya! presentará hoy en el mismo juzgado un listado de 600 personas asesinadas por aquella organización ultraderechista y solicitará medidas procesales. También pidieron ser parte de la querella representantes del Partido de la Liberación (PL).

Lo hicieron a través de su secretario general, Sergio Ortiz, y la Comisión de Homenaje a Desaparecidos y Mártires Populares, con el patrocinio de la abogada Liliana Mazea. Ese partido pretende impulsar los casos de los militantes de Vanguardia Comunista, actualmente PL, Raúl Kossoy y Ana María Estevao, que fueron asesinados por la Triple A cuando alentaban la lucha contra los planes económicos de Isabel Perón y preparaban la resistencia contra el golpe de Estado en ciernes. Los dos cuerpos aparecieron con 14 balazos cada uno en un descampado del conurbano bonaerense. El escrito de Mazea también menciona los casos del sindicalista Jorge Weisz, dirigente obrero del Ingenio Ledesma, y de su asesor letrado, Carlos Patrignani. Otras víctimas que aparecen son Luis Moriña Yung, Marcos Chueque, además del intento de asesinato de Sergio Ortiz.

En la presentación del PO, que suscribió también Néstor Pitrola, se describió que Fischer y Bufano eran delegados de la fábrica de pintura Miluz y militantes de Política Obrera, antecesora del PO, que fueron secuestrados y asesinados por la Triple A en diciembre de 1974. En cuanto a Noriega, era obrero de la misma fábrica, reemplazó a Fischer y fue asesinado meses después. El PO incluyó elementos probatorios de la responsabilidad criminal del gobierno de Isabel, de las fuerzas policiales que “liberaron” el lugar donde se produjo el secuestro y de la burocracia sindical en los asesinatos de Fischer, Bufano y Noriega. En cuanto a los aspectos políticos, ese partido señaló que estos dirigentes “fueron asesinados en su carácter de militantes de Política Obrera, es decir, como activos luchadores contra la política de regimentación del gobierno peronista hacia una clase obrera que, a partir del Cordobazo, había iniciado una acción independiente del peronismo”. Los dirigentes del PO, junto a familiares de Jorge Fischer, fueron recibidos por el magistrado y por el fiscal Eduardo Taiano y recabaron detalles sobre la investigación.

Justicia Ya! abrió un registro para las personas que quieran aportar datos a la causa o incluir nuevos casos: [email protected]

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.