EL PAíS › ENVIARON UN CRáNEO A UNA REGIONAL DE H.I.J.O.S.

Una bolsa con “un mensaje macabro”

 Por Diego Martínez

H.I.J.O.S. regional Alto Valle junto con organizaciones sociales y de derechos humanos de Neuquén denunció haber recibido “un mensaje macabro”: un cráneo completo, con piezas dentarias, sin un gramo de tierra, en una bolsa de cemento. “Es mucho más que una amenaza”, consideró Gervasio Díaz, miembro de la agrupación. El mensaje llegó la misma mañana en que H.I.J.O.S., junto a grupos estudiantiles y partidos de izquierda, se reunió con la rectora interina de la Universidad Nacional del Comahue para exigir que se presente como querellante en la causa por la desaparición de Sergio Avalos, por cuyo encubrimiento acababan de denunciar al gobierno de Jorge Sapag, y a poco más de un mes del comienzo del primer juicio por delitos de lesa humanidad contra represores de La Escuelita neuquina.

La bolsa apareció el jueves 12 frente a la medianera que separa dos casas de miembros de H.I.J.O.S. “Fue entre 6.30, cuando pasa el basurero, y 8.30, cuando la encontraron. No estuvo demasiado tiempo a la intemperie porque hay perros en la cuadra y no había sido rasgada”, precisó Díaz, que habita una de las dos viviendas. “Como ese día nos íbamos de la ciudad, los compañeros decidieron guardar la bolsa y esperar nuestra vuelta. El miércoles, no bien nos enteramos, decidimos hacer la denuncia ante la Justicia”, que recibió el fiscal José Rodríguez Chazarreta. “Es una amenaza: a nadie se le cae un cráneo y menos entre dos autos parados. Y es también un mensaje macabro”, agregó Díaz. A modo de hipótesis destacó tres actividades de su ámbito de militancia.

Dos días antes del mensaje, al cumplirse cinco años de la desaparición del estudiante Sergio Avalos, un pibe humilde a quien se le perdió el rastro al salir de una bailanta, organizaciones y partidos de izquierda denunciaron al gobierno del Movimiento Popular Neuquino “por encubrimiento y complicidad” y a las autoridades de la UNCo por “inacción y falta de interés en el esclarecimiento”. Para el día después ya habían anunciado una movilización a la Casa de Gobierno. No es el único desaparecido de la provincia: el domingo 8, al salir de un boliche cerca del río Limay, también se perdió el rastro de Martín Gustavo Osés, de 23 años.

Otra actividad que los moviliza es el inicio del primer juicio por delitos de lesa humanidad de Neuquén, que impulsa desde hace 25 años la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos local. Rendirán cuentas ocho represores de La Escuelita. El mes pasado, en el predio donde funcionó, se encontraron restos óseos enterrados. “Intervinieron antropólogos de policía, pero no el Equipo Argentino de Antropología Forense. La Justicia los hizo analizar y concluyó que eran de guanacos, pero no desvinculamos ese hallazgo con el mensaje del cráneo. Tampoco con la policía, ya que una de las hipótesis del caso Avalos es que estuvo en una comisaría”, agregó.

La tercera tarea de H.I.J.O.S. en los últimos meses fue denunciar a Luis María Fernández, ex auditor del Ejército, profesor del Colegio Militar durante la dictadura y de la Escuela de Policía desde 1991, designado por el ex gobernador Jorge Sobisch como juez de la Cámara Criminal que hoy juzga al cabo Darío Poblete después de haber colaborado en su formación.

Compartir: 

Twitter
 

Dirigentes de H.I.J.O.S. exhiben, junto a Madres, fotos del cráneo recibido.
Imagen: Télam
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.