EL PAíS › HUGO YASKY IMPUGNARá LOS RESULTADOS EN SIETE PROVINCIAS

“El recuento de votos es fraudulento”

El actual titular de la Central cuestionó duramente a la Junta Electoral por la forma en que difunden los resultados provisorios para “mostrar un falso ganador”.

 Por Nicolás Lantos

“La información que está dando la Junta Electoral es tendenciosa y falsa”, dispara Hugo Yasky, secretario general de la Central de Trabajadores de la Argentina, respecto del escrutinio de los comicios realizados el jueves pasado, en los que fue por su reelección. Según los datos difundidos durante los últimos días por La Junta, con mayoría opositora, la lista encabezada por el estatal Pablo Micheli, estaría consiguiendo ventaja en la discutida elección, pero el docente denuncia que “hay una ingeniería puesta al servicio de mostrar que los que perdieron ganaron y que los que ganaron perdieron”, a través de la manipulación de los datos electorales y que, en realidad, cuenta con una ventaja de siete mil votos a su favor. En diálogo con Página/12 Yasky anticipó que impugnará ante el Comité Arbitral los resultados en siete provincias y reconocerá el veredicto de este órgano, sea cual fuere, pero advirtió que si hay trabas para llegar a esta instancia “se rompe el acuerdo” de paz firmado el lunes pasado y no descarta acudir a “todas las instancias legales” necesarias.

–A una semana de las elecciones, ¿se imaginaba encontrarse con este panorama?

–No, me sorprendió. Una sorpresa que, además, se ha transformado en estupor. La Junta Electoral sigue a un ritmo que es más que moroso. Una lentitud que demuestra que, con una mayoría que responde claramente a la lista de Pablo Micheli, está haciendo este recuento de manera tendenciosa y de manera oblicua, facilitando la construcción, en base a datos parciales y tendenciosos, de una imagen mediática que tiene que ver con instalar que hay una lista ganadora. Además, el recuento de votos a cuentagotas va haciendo que nos acerquemos al 30 de septiembre, que es el plazo de expiración del mandato de la actual conducción. Habiendo pasado siete días, queda muy claro que el proceso de recuento de votos es absolutamente fraudulento e irregular.

–Desde la oposición argumentan que la Junta fue elegida por unanimidad en el último Congreso de la CTA...

–Ese es un argumento que tiene que ver con disfrazar la realidad. Esta Junta Electoral surgió de un congreso donde la mayoría la tiene el sector que hoy lidera Pablo Micheli y que entonces lideraba Víctor De Gennaro. La actual mesa de conducción nacional surgió en el marco de un acuerdo, con una CTA que estaba en crisis y frente a la cual aparecí como el emergente que podía garantizar cierto equilibrio entre lo que ya era un ala furibundamente antikirchnerista y los compañeros que sostenían la validez de este proceso. En ese marco yo fui un secretario general en minoría en la conducción nacional, en minoría en el congreso nacional y en minoría también en la Junta Electoral.

–¿Qué medidas han tomado ante esta situación?

–Nuestros apoderados se han presentado ante la Junta a requerir una metodología de trabajo pautada, porque tienen que comportarse como un cuerpo colegiado en el que las minorías puedan participar y conozcan las reglas de juego, para que haya un proceso transparente. También pedimos una forma de incorporar y cargar los datos para hacerlos públicos, de tal manera que no se genere una adulteración de la información. Hoy, la Lista 1 está cargando la totalidad de sus votos en cualquier circunstancia, y para la Lista 10 solamente aquellos votos en aquellas circunscripciones en donde no se cruzó ninguna impugnación, buscando producir un efecto de mayoría. Evidentemente esto muestra la forma tendenciosa y parcial con que se manejan.

–¿Cuáles son, puntualmente, las irregularidades que denuncian?

–Hemos presentado pruebas contundentes que hablan de manipulación de datos, de adulteración de padrones, de manejo de urnas gemelas, de vandalismo sobre las urnas. Además hubo denuncias de agresiones y hechos de violencia sobre delegados y fiscales. Esto lo hemos constatado en Misiones, en Córdoba, en Jujuy, en Catamarca y en Santiago del Estero. Junto con eso tenemos el caso de Mendoza y Tucumán. Allí todo esto que describí se dio sistemáticamente, incluido el cambio de padrones a último momento: en Tucumán se votó con un padrón que no era el oficial, con lo cual se invalida totalmente la elección. Además el escrutinio fue fraudulento, con una especie de quiebre de la cadena de frío, porque las urnas estuvieron cuatro días expuestas y evidentemente los votos fermentaron y fueron cambiando de color.

–¿Está pidiendo que se anulen los votos en estos distritos?

–Nosotros lo que quisiéramos en todos los casos es que se reabra la posibilidad de votar. No queremos que ningún trabajador en ninguna provincia quede con el sentimiento amargo de sentirse un marginado.

–Esta medianoche vence el mandato de la actual conducción, ¿cómo se resolverá la acefalía?

–En este momento, y durante lo que lleve completar el proceso electoral, tanto en lo que se refiere a la Junta Electoral como al Comité Arbitral, la prórroga del mandato actual está asegurada.

–El lunes pasado, con Micheli firmaron un acuerdo reafirmando la unidad de la Central. ¿Ese acuerdo sigue en pie?

–Al no haberse modificado el trámite turbio del recuento de votos, al persistir la Junta Electoral en la publicación de datos que no son imparciales, al seguir cargando de manera asimétrica los votos para una lista y otra, se está demostrando falta de voluntad en el cumplimiento de un acuerdo que lo que pretende es tratar de encontrar la forma de resolver esta discusión en el marco de la unidad y del respeto. Nosotros ratificamos esa voluntad, pero si no hay una clara determinación de ambas partes de recurrir al Comité Arbitral, que es nuestra garantía, se pretende consumar de hecho el triunfo de una lista por métodos fraudulentos. Para recuperar la credibilidad de esta elección es imprescindible que el Comité se constituya, tome cartas en el asunto y garantice que el resultado refleje la realidad. Si esas condiciones se dan, evidentemente el proceso al que nos comprometimos se puede cumplir, y de ahí en más el camino que queda es aceptar el resultado de la elección.

–¿Y si la Lista 1 desconoce ese ámbito?

–Evidentemente se estaría rompiendo el acuerdo. Eso implicaría la ruptura del compromiso adquirido, y por lo tanto las partes quedamos liberadas de defender en el terreno que corresponda la legalidad y la transparencia de esta elección. Eso podría implicar recurrir a la Justicia, aunque no descartamos acudir también al Ministerio de Trabajo. Desconocer el compromiso que hemos firmado las dos listas para garantizar la autonomía, la democracia y la transparencia equivale a querer convalidar un trámite viciado de fraude. Nosotros, que hoy sabemos que somos los ganadores de la elección, vamos a defender nuestro derecho en todas las instancias legales.

–¿Y cómo ve el futuro de la Central después de este proceso?

–Creo que va a quedar una CTA donde van a existir en las distintas provincias fuerzas en paridad que van a representar una diversidad de pensamiento y de miradas que es la que hoy existe en el campo popular. Cuando dejemos atrás este proceso, y a pesar de los dolores, de las tensiones, a pesar de las desprolijidades, creo que a futuro la CTA va a salir fortalecida. Vamos a tener que aprender a reconocer la convivencia y la construcción en unidad en el marco de la diversidad. Se acabó la CTA del pensamiento único, del hegemonismo de un solo aparato gremial, que tenía que seguir a rajatabla detrás del proyecto político de la conducción.

Compartir: 

Twitter
 

Hugo Yasky, titular de la CTA, cuestionó a la Junta Electoral y recurrirá al Comité Arbitral.
Imagen: Sandra Cartasso
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.