EL PAíS › EL SUPUESTO VIDEO INéDITO DE LA AMIA YA HABíA SIDO VISTO

Una expectativa desinflada

Tramos de esta cinta ya habían sido incorporados en los noventa en un compilado armado por la AMIA y la DAIA. El supuesto autor de la filmación admitió que las imágenes ya habían sido vistas. Enojo de la fiscalía y de familiares.

 Por Raúl Kollmann

El supuesto video inédito grabado minutos después del atentado contra la AMIA terminó en una situación bastante extraña. Fuentes de la fiscalía señalaron que las imágenes ya se habían visto y que incluso en los años ’90 se seleccionaron cuatro partes de esta misma cinta que fueron entregadas por la AMIA y la DAIA en un video editado con tramos de todas las grabaciones que ambas instituciones recibieron en aquel momento. Manuel, la persona que supuestamente había realizado la grabación, admitió entre sollozos que él no fue quien filmó, que las imágenes ya habían sido vistas y que no buscó semejante repercusión. Las agrupaciones de familiares de las víctimas manifestaron su enojo por la publicidad que se le dio al video y las expectativas que se crearon. También en la fiscalía hubo malestar. El fiscal especial del caso AMIA, Alberto Nisman, ya ordenó un peritaje sobre la grabación y analiza si se cometió algún delito en toda la movida relacionada con este video.

El lunes pasado se generó una gran expectativa cuando el titular de la Agencia Judía de Noticias (AJN), Daniel Berliner, hizo público que había entregado a la fiscalía una grabación inédita tomada minutos después del atentado. Es más, un dirigente de la AMIA sostuvo que podía haber un antes y un después en la investigación a raíz del contenido del material.

Las primeras imágenes fueron registradas aproximadamente ocho minutos después del ataque, lo que descartó de entrada que se pueda observar el momento del atentado. De todas maneras, se intentaría buscar en el video el rostro de algún eventual cómplice del grupo terrorista. Tal vez alguien que se hubiera quedado frente a Pasteur 633 a verificar los resultados del atentado.

Berliner dijo en la fiscalía que un amigo suyo, que trabajaba en la filmación de fiestas familiares, grabó el video porque se encontraba en las inmediaciones con la cámara a mano. Agregó que su amigo –Manuel– nunca entregó el video en los 17 años transcurridos desde el atentado porque no lo consideraba tan importante.

Integrantes de la fiscalía contaron a este diario que para su asombro se identificaron cuatro tramos –el más corto de 12 segundos y el más largo de dos minutos– que ya constaban en otros videos que están incorporados en el expediente. Esto indicaba que las imágenes ya habían sido vistas anteriormente. En principio, la AMIA y la DAIA tuvieron ese video en su poder y extrajeron esos tramos para un compilado de las partes valiosas de todas las grabaciones caseras que les hicieron llegar.

A esto se sumó la confusa declaración de ayer de Manuel, quien se suponía que hizo la grabación. En la fiscalía, Manuel aclaró que él no lo filmó, sino que lo hizo un socio, arquitecto, con quien compartían una oficina en Pasteur al 300. Cinco minutos después de la explosión, el arquitecto salió con la cámara a filmar, mientras que Manuel se quedó en la oficina porque estaba editando el material de una fiesta familiar. Si se calcula que el arquitecto tardó unos minutos en caminar las tres cuadras hasta el predio de la AMIA, queda claro que la grabación se inicia unos ocho o diez minutos después del ataque.

En la audiencia de ayer estuvieron los abogados de la DAIA, de Memoria Activa y de Apemia, quienes quedaron absortos cuando Manuel también declaró que en su momento el video fue entregado a las autoridades de la AMIA y la DAIA. Manuel afirmó en la fiscalía que le advirtió a Berliner que el material no era inédito.

Lo que queda por ver es si en la selección que hicieron en su momento la AMIA, la DAIA y quienes incorporaron las imágenes a la causa quedó afuera algún material valioso. Eso se verificará en el peritaje ordenado por Nisman. De todas maneras, en las agrupaciones de familiares de las víctimas queda el sabor amargo de una movida que abrió expectativas y que, al menos por ahora, quedó desinflada.

[email protected]

Compartir: 

Twitter
 

La filmación contiene imágenes a partir de unos ocho minutos después de la explosión.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.