EL PAíS › VIGILIA DE LOS MINEROS DE RíO TURBIO PARA RECORDAR A KIRCHNER

“Marcó un antes y un después”

Los mineros se instalaron ayer en la Plaza del Congreso y hoy marcharán hasta la Plaza de Mayo. Llevarán una estatua en homenaje al ex presidente, realizada por el artista Omar Gasparini y que será emplazada en la entrada de Río Turbio.

 Por Julián Bruschtein

“Me tocó estar siete años desocupado. Hasta que Néstor Kirchner se hizo cargo y mejoró todo.” El que habla es Alberto Callojas, un minero de 37 años que desde hace cuatro trabaja en la mina, en la que además trabajó su padre “toda su vida”. En la Plaza del Congreso, los mineros de Río Turbio se instalaron ayer para realizar una vigilia en homenaje a Néstor Kirchner, al cumplirse el primer aniversario de su muerte. Trajeron con ellos un monumento al santacruceño que van a emplazar en la entrada de Río Turbio. El homenaje terminará hoy cuando marchen a Plaza de Mayo con la estatua.

“El pueblo puso a Néstor como uno de los presidentes más importantes de la historia argentina porque, indudablemente, su paso por la presidencia marcó un antes y un después”, dijo a Página/12 el diputado Edgardo Depetri, uno de los organizadores de la jornada. A un lado, los mineros montaron una carpa donde se turnan para descansar en la vigilia hasta que lleguen las primeras horas de la mañana y comiencen a prepararse para marchar a la Plaza de Mayo, donde se encontrarán con un grupo de Madres de Plaza de Mayo, encabezadas por Hebe de Bonafini.

“Aquí están, éstos son los mineros del carbón”, cantaban mientras llegaban a la plaza. Vestidos con mamelucos azules y portando los cascos con linterna que utilizan para trabajar en el interior de la mina, los mineros se turnan para custodiar la figura del ex presidente que ayer estuvo frente al Congreso. En grupos de a cinco o seis posan para las cámaras, con las luces prendidas y con la seriedad de quien se encuentra en una tarea solemne. “Mi papá estuvo en la mina durante 35 años y a Kirchner siempre lo vio como un trabajador, un compañero”, contó Callojas. “Y cuando las cosas se pusieron feas con la empresa –bajo la presidencia de Carlos Menem fue concesionada a un grupo privado–, él vino cuando era gobernador y se pudieron resolver”, destacó el minero.

La estatua representa a un Néstor Kirchner con los brazos abiertos, con una campera, las piernas enterradas en el carbón, como saliendo del socavón de la mina. Realizada por el artista plástico Omar Gasparini, mide 2,40 metros y está confeccionada en bronce y piedra. “Fue una idea surgida en una asamblea de ATE Río Turbio y los mineros quisieron traerla para Buenos Aires para hacer un hecho político. Néstor es una persona que marcó a varias generaciones de mineros”, señaló Depetri, ex secretario general de la seccional de ATE de Río Turbio. “Pero además Néstor concretó el viejo reclamo de los mineros: hacer la superusina que hoy es una realidad”, agregó el diputado. “Antes se extraía el carbón, ahora también se lo convierte en energía.”

Al inicio de la vigilia se acercaron el jefe del bloque de diputados nacionales del FpV, Agustín Rossi, el senador Daniel Filmus y el diputado de Nuevo Encuentro Ariel Basteiro. Entre las carpas y la radio abierta montada detrás del monumento estaban los dirigentes del Movimiento Evita Emilio Pérsico y Fernando “Chino” Navarro, y el ex intendente de Avellaneda y funcionario de Cancillería Oscar Laborde.

“Pensar que hay sectores que dicen indignarse porque ahora va a haber muchas calles y lugares con el nombre de Kirchner. Pero como dijo el escritor Osvaldo Bayer les parece muy bien que el genocida Julio Roca tenga ciudades, estaciones de tren, calles y monumentos en todo el país. Sin contar que además su figura está en el billete de cien pesos”, destacó el secretario general de la CTA, Hugo Yasky. El dirigente sindical participó durante el día de la presentación del libro Gana la política, de Sergio Fernández Novoa. El titular de la CTA bonaerense, Roberto Baradell, había estado allí hasta hacía unos minutos, pero al igual que muchas otras personalidades de la política y la cultura “ahora está en Tribunales esperando el veredicto de la causa ESMA”, explicó Depetri al público.

Mientras los mineros se preparaban para rodear de antorchas la estatua del santacruceño, un grupo de militantes de la agrupación Segundo Centenario pintaba en la calle la silueta del ex presidente, tal y como lo hicieron durante el funeral del 27 de octubre del año pasado. La vigilia continuará esta mañana. A las 9, el padre Luis Farinello “bendecirá la estatua a la hora en la que Néstor falleció”, según explicó uno de los organizadores. Después de la ceremonia religiosa se prepararán para emprender una marcha a la Plaza de Mayo. El monumento se quedará allí hasta mañana, para luego ser trasladado a la Ruta 40, en la entrada a la mina.

Hoy habrá varios homenajes a Kirchner. La CGT lo recordará en la sede de Azopardo, en un acto encabezado por su secretario general, Hugo Moyano; y la Corriente Nacional por la Militancia convocó a una concentración en Plaza de Mayo a partir de las 18.

Compartir: 

Twitter
 

La estatua mide 2,40 metros y está confeccionada en bronce y piedra.
Imagen: Sandra Cartasso
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.