EL PAíS › LA MAYORIA PUDO VOLVER A SUS HOGARES

Panorama después de la tragedia

En la morgue hay aún siete cuerpos que nadie reclama. Siguen evacuadas 400 personas, aunque se agravó la situación por la creciente del río Matanza: 900 personas debieron dejar sus hogares. La policía rastrillaba canales en busca de eventuales víctimas fatales.

En la Morgue Judicial de La Plata –aunque ya fueron identificadas las 51 personas fallecidas como consecuencia del temporal y difundidos sus nombres–, todavía no se han presentado familiares de siete de las víctimas. “Lo que se piensa es que son personas que vivían solas y que no tienen parientes en la zona”, estimó una fuente policial consultada por Página/12. Los cuerpos que permanecen en la morgue son los de Luis Mario Rivero (72), Enrique Monzón (52), Máximo Mendoza Benítez (20), Celia Galli (81), Fernando Mendoza (70), Feliciana Garay Ruiz (64) y Nélida Reyes (87), informó el Ministerio de Justicia y Seguridad bonaerense. En la ciudad de La Plata, epicentro de la inundación del martes, siguen evacuadas 400 personas, mientras que se estaba agravando la situación en el partido de La Matanza, donde las personas que tuvieron que dejar sus hogares suman novecientas, según datos suministrados por el gobernador Daniel Scioli. “Por suerte, en La Matanza no hubo que lamentar víctimas”, agregó el mandatario provincial en conferencia de prensa. Datos extraoficiales estimaron que son más de cien mil los damnificados en la capital provincial.

Ayer, a tres días del desastre, quedó restablecido el suministro de agua potable por red en casi todo el casco urbano y sólo quedan algunos barrios sin luz. El día, a pleno sol, ayudó a los miles de damnificados a regresar a sus hogares, al menos para intentar reparar alguno de los graves daños sufridos. La empresa Aguas Bonaerenses informó que el servicio es “prácticamente total”. Recalcó que el agua que llega a los hogares es “apta para el consumo humano”. De todos modos, continuaba la distribución de agua mineral en los barrios afectados. Otra alternativa son las cisternas fijas instaladas en el parque San Martín, en 25 y 50. Había ayer seis camiones con 10 mil litros cada uno.

Distintas organizaciones políticas, del kirchnerismo y la oposición, y sociales repartieron ayer comida, ropa y colchones a los damnificados.

Durante la jornada solidaria se repartieron colchones, agua, alimentos, repelentes y elementos de limpieza en la Facultad de Periodismo de la Universidad de La Plata. De allí fueron llevados luego a los barrios afectados, en camiones del Ejército.

El diputado nacional Andrés Larroque consideró que “es hora de sumar y construir”. Adelantó que las organizaciones oficialistas van a permanecer en la Facultad de Periodismo “las 24 horas, incluso durante todo el fin de semana”. Larroque pidió “tranquilidad” a los vecinos que viven en barrios donde aún no llegó la ayuda y reconoció que “tienen todo el derecho a estar enojados, pero la ayuda va a llegar y con tranquilidad todos podemos trabajar mejor”. De ese modo se refirió a varios incidentes ocurridos en lugares donde los vecinos afectados, algunos de los cuales realizaron cortes de calles, expresaron su enojo rechazando en algunos casos la ayuda que llegaba a través de fuentes oficiales.

El fiscal penal de La Plata, Juan Cruz Condomí Alcorta, confirmó que hay siete víctimas identificadas cuyos cuerpos no fueron retirados por sus familiares. El jefe de Policía Científica de la provincia, comisario Pablo Daniel Vázquez, informó que “hasta el momento, 44 de las víctimas fueron entregadas bajo debida constancia a sus familiares, mientras que las siete restantes, debidamente identificadas, se encuentran en la morgue a la espera del retiro por parte de sus deudos”. Se refirió a la morgue de la Superintendencia de Policía Científica.

El fiscal, por otra parte, solicitó a los medios “no llevar pánico a la población” en relación con versiones sobre una mayor cantidad de víctimas fatales. Aseguró que hasta ayer a la tarde “sólo hay una denuncia sobre averiguación de paradero de una mujer que fue arrastrada por la corriente”. Ayer, personal de la policía provincial y de otras fuerzas de seguridad realizaban patrullajes en canales, arroyos y sitios donde todavía hay agua acumulada, en búsqueda de otras eventuales víctimas.

El fiscal Condomí Alcorta precisó que la mayoría de las víctimas “fallecieron ahogadas” y que hubo “entre seis y siete casos de electrocutados”. Aclaró que estos casos ocurrieron “en los primeros momentos del temporal, ya que luego se cortó el suministro eléctrico en casi la totalidad del casco urbano”.

Ayer se hizo saber que dos camiones que trasladaban ayuda para los afectados fueron “saqueados” por “algunos que pueden querer hacer alguna picardía”, dijo el gobernador Scioli. El secretario de Seguridad nacional, Sergio Berni, dijo que esos hechos fueron cometidos por “dos o tres grupos minúsculos”. Opinó que, a pesar de esos inconvenientes, “todo está funcionando bien”. Uno de los casos ocurrió en Berisso. Actuó un grupo de personas, acompañado por algunos damnificados de la tragedia. Berni insistió en que fueron “hechos menores”.

El transporte de alimentos, ropa y colchones se realiza con la participación de entre 70 y 80 camiones Unimog del Ejército. Por otra parte, ayer continuó la entrega gratuita de DNI a personas damnificadas por el temporal. El ministro del Interior, Florencio Randazzo, hizo saber que ya se entregaron 1600 DNI. Los camiones donde se puede realizar el trámite están en 1 y 59, y en 46 entre 4 y 5.

La Suprema Corte bonaerense ordenó a su vez un censo “inmediato” para saber cuántas personas que trabajan en el Poder Judicial han sido afectadas por lo sucedido. La tarea tiene como finalidad agilizar el otorgamiento de subsidios.

Compartir: 

Twitter
 

Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.