EL PAíS › LOS ECOS POR LA PROTESTA PIQUETERA DEL MIERCOLES

“Un profundo rechazo social”

Un día después de que los piqueteros volvieran a ganar la calle, el Gobierno, los dirigentes de los movimientos y las federaciones patronales debatieron en público sobre las protestas de desocupados. La mayor atención estuvo concentrada en el incidente ante Repsol-YPF, donde un grupo del Movimiento Teresa Rodríguez (MTR) prendió fuego las puertas con gomas quemadas y dos molotovs. Desde la Casa Rosada, quienes hablaron en nombre del Presidente fueron los dos Fernández, Alberto –jefe de Gabinete– y Aníbal –ministro del Interior–. “Les va a seguir pasando lo que les viene pasando hasta ahora: un profundo rechazo de la sociedad”, cargó el primero. Los piqueteros respondieron defendiendo la protesta, pero mostraron desacuerdos al hablar del incendio en la sede de Repsol.
El miércoles, los piqueteros realizaron 124 cortes de ruta en todo el país. Las protestas se sucedieron con normalidad salvo en el edificio de la ex YPF. Allí, unos diez militantes prendieron fuego la puerta principal. El hecho apareció en tapas de diarios y placas de noticieros. Todo eso no pasó inadvertido para el Gobierno. “Son métodos espantosos de queja. Pueden tener mucha legitimidad en el reclamo, pero la pierden por el modo como lo expresan”, aventuró el jefe de Gabinete. “Habría que identificar al responsable y sancionarlo”, instó el ministro del Interior.
Dos jóvenes del MTR habían sido apresados por el escrache a Repsol poco tiempo después del incidente. Según la agencia DyN, habían sido detenidos “minutos después” del incendio. En cambio, el máximo dirigente del MTR, Roberto Martino, aseguró que las detenciones se produjeron “a las cuatro de la tarde”, cuando comenzaba la desconcentración, y en la puerta de la estación Bolívar del subte E. Por radio, Martino defendió la protesta ante la compañía española. “Hay una campaña que intenta poner las cosas al revés: el águila le reclama al canario, como no se deja comer. Acá hay grandes corporaciones que se han enriquecido. Repsol-YPF ganó el año pasado 2500 millones de pesos”, dijo.
Los dos detenidos del MTR fueron liberados ayer a la mañana. Están imputados por “daños y resistencia a la autoridad”. Se lamentaron porque no hubo represión policial los miembros de la Asociación Empresaria Argentina (AEA). “Los argentinos tenemos que reaccionar a tiempo y enérgicamente ante estos hechos, ya que la complacencia con la violencia nos ha llevado a trágicos resultados en el pasado. Las autoridades competentes, por su parte, deben aplicar la ley contra aquellos que violan las más elementales normas de convivencia social, amenazando las vidas de personas inocentes”, aseguró AEA.
Por otra parte, el dirigente de la Corriente Clasista y Combativa Juan Carlos Alderete dijo “en vez de estar el reclamo nuestro en primer lugar, está el incendio a la sede central de Repsol-YPF. Cosa que no compartimos. Cada organización tendrá que remitir a sus compañeros y a la sociedad”, dijo Alderete.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.