EL PAíS › ARSLANIAN PRESENTO SU PLAN DE REFORMA
POLICIAL, QUE INCLUYE LA MUNICIPALIZACION

Ya tienen comisarios los pueblos

En 95 distritos –casi toda la provincia, salvo los partidos más grandes y el Conurbano– la policía dependerá del intendente local. Y el jefe será elegido por los foros de seguridad. Cambia el escalafón y la gente incidirá en los ascensos. Las comisarías no harán más trámites administrativos.

 Por Horacio Cecchi

Un mes después de haber iniciado su gestión como ministro de Seguridad bonaerense, León Arslanian anunció su Plan Trienal de Seguridad, sostenido por un paquete de siete proyectos enviados a la Legislatura. Los anuncios, tal como fueron anticipados por Página/12, implican reformas muy profundas en la estructura policial. Entre ellas, el eje es la creación de la Policía Comunal. Se realizará en los 95 municipios de menos de 70 mil habitantes; los 15 restantes, hasta el tercer cordón del Conurbano, mantendrán la actual estructura en departamentales. El jefe de cada Policía Comunal recibirá órdenes directas del intendente y será elegido (desde 2007) por los foros de seguridad municipales. La medida es profunda y a la vez de doble filo. Por un lado, los intendentes serán responsables ante los habitantes de sus distritos si los delitos crecen; pero, por el otro, aquel intendente que tenga intereses o vínculos con el delito y que domine al foro, tendrá todo el control para seguir operando. El gobierno provincial confía en el contralor de los vecinos.
Una hora y media demandó a Arslanian dar un detalle de su propuesta de Plan Trienal o Programa de Reformas de la Seguridad Ciudadana, como prefirió llamarlo. Lo hizo ayer, en la gobernación provincial, frente a un apretado auditorio encabezado por Felipe Solá y la vice, Graciela Giannettasio. Al fondo, a la derecha, se encontraba la cúpula de la Policía de Buenos Aires I, como prefiere llamarla Arslanian. Tiene sus motivos. La Bonaerense, más que nombre es un estigma, y ningún plan, por más profundo que sea, tendrá éxito si la comunidad lo asocia con la misma policía colocada en la mira de todas las denuncias. Pero la preocupación de Arslanian trasciende las cuestiones meramente semánticas.
“Ya no hay más Bonaerense –insistió a Página/12 un integrante del equipo ministerial–. Ahora son ‘las’ policías de la provincia.” Se refería a la reciente convocatoria a la policía de seguridad del primer cinturón del Conurbano, y a la estructura de la ex Bonaerense, ahora descentralizada en 18 departamentales.
Los puntos centrales del Plan son:
- Policía Comunal. Las departamentales de Seguridad coinciden con las jurisdicciones judiciales y en muchos casos, con las municipales. De esas estructuras dependen las comisarías y los uniformados que patrullan las calles o acuden ante un llamado. Toda esa estructura, que el Plan Trienal tiende a descentralizar, pasarán a ser las Policías Comunales. Lo novedoso es que operativamente recibirán órdenes del intendente local (ver aparte), “que es el que mejor conoce la zona, los barrios”, señaló Arslanian, mientras que orgánicamente seguirán dependiendo del Ministerio de Seguridad. “La idea es establecer un vínculo entre la Departamental y la comunidad –dijo el ministro–. No es una policía municipal sino que es parte de la segunda fase del proceso de descentralización.”
En una primera etapa, apenas se sancione el paquete de proyectos, 95 intendencias que tienen menos de 70 mil habitantes y corresponden al segundo y tercer cordón del Conurbano, y al interior provincial, tendrán su Policía Comunal, en reemplazo de la figura de la Departamental de Seguridad. Orgánicamente seguirán dependiendo del organigrama ministerial, como los recursos, sueldos, indemnizaciones, jubilaciones y capacitación.
- Votación de los jefes. La intención de Arslanian es la participación directa de la comunidad. “En tres años, los foros de seguridad municipales –señaló el ministro– podrán votar quién será el jefe de su Policía Comunal.”
- Ascensos. La participación de los foros se extenderá también al seguimiento de la eficiencia policial en cada distrito: representantes de los foros integrarán las juntas de calificaciones que deciden los ascensos cada fin de año. La opinión vecinal se hará sentir en los legajos policiales. Los ascensos no surgirán por antigüedad sino por eficiencia. “Aquel policía que tenga un año en la jerarquía podrá tener como proyectoascender ese mismo año a la jerarquía siguiente si ha tenido un desempeño eficiente y aprueba las evaluaciones correspondientes a la jerarquía a la que es propuesto.”
- Policía II. Es la que está en formación, actualmente en la fase de convocatoria y que actuará en el primer cinturón del Conurbano. Según datos ofrecidos por Arslanian en su exposición, ayer ya había 1850 inscriptos. El límite es de 4 mil. La clave para la creación de la Policía II es la característica específica del primer cinturón, también conocido como Area Metropolitana, por el flujo y reflujo permanente de un lado y otro de la General Paz. Tiene una densidad de 5321 habitantes por kilómetro cuadrado contra 7,7 como promedio en el interior, y una población de 5.092.390 habitantes en 957 kilómetros cuadrados. Semejante concentración va de la mano con la intensidad delictiva. Según el ministro, la II será una policía “táctica, de barrido permanente del territorio, sin comisarías, con módulos donde hará base. Estará articulada con las fuerzas federales”. Para la conducción de esa fuerza articulada se crea un comando que será conducido por un retirado de Gendarmería o Prefectura. Arslanian aclaró que la II “no es una policía de investigaciones”.
- Comisarías. En las Departamentales de Seguridad que subsistan como tales, específicamente en el segundo y tercer cordón del Conurbano y en algunos distritos del interior como General Pueyrredón o Bahía Blanca, las comisarías dejarán de ocuparse de trámites administrativos. “Por lo menos el 30 por ciento de los recursos de las comisarías están ocupados en tareas que no les competen. Vamos a aprovechar esos recursos desplazándolos a las calles como policía de seguridad”, dijo el ministro. No se harán más actas de choque (“estamos trabajando para las compañías de seguros”, aseguró en su exposición), domiciliarias, de documentos y demás. Arslanian describió la situación con un ejemplo: “De 277 efectivos con que cuenta la comisaría 1ª de La Plata, tan sólo 59 están en la calle”.
- Unidad de Investigación del Crimen Organizado. Estará dedicada a la investigación de hechos delictivos que tramiten en la Justicia. “Trabajará con los expedientes, buscando todos los puntos comunes de diferentes hechos con algunas características en común, para determinar los patrones delictivos.” Estará integrada por un equipo interdisciplinario compuesto por policías y especialistas.
- Antisecuestros. Se crea la Disep, Dirección de Investigaciones sobre el Secuestro de Personas, con policías especializados en comunicaciones y delitos complejos, y con apoyo de especialistas en el tratamiento de situaciones críticas y postraumáticas.

Compartir: 

Twitter
 

El ministro presentó el Plan Trienal junto al gobernador Felipe Solá, los intendentes bonaerenses y los jefes policiales.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.