EL PAíS

La batalla sindical, instalada en el expediente sobre San Vicente

Cinco manifestantes que se presentaron como damnificados pidieron un análisis de las comunicaciones de Hugo Moyano y Juan Pablo Medina con los involucrados. Apuntan contra el líder camionero.

Cinco manifestantes que estuvieron durante los incidentes en San Vicente pedirán a la Justicia que analice las llamadas entrantes y salientes de los celulares del titular de la CGT, Hugo Moyano, y el jefe de la Uocra La Plata, Juan Pablo “El Pata” Medina, con los principales involucrados de los dos grupos que se enfrentaron el 17 de octubre. Lo anunció Fernando Burlando, el abogado que representa al grupo, cuya estrategia apunta contra el líder camionero.

Burlando representa a manifestantes que participaron del segundo entierro de Juan Domingo Perón y que se consideran damnificados porque afirman que sus vidas corrieron peligro en medio de la balacera. Al presentar la iniciativa, precisó que apunta a determinar si los principales imputados en el escándalo se habían comunicado con los referentes sindicales. Guillermo Wilson, un manifestante al que se lo identifica con la barra del club Estudiantes de La Plata, es uno de los clientes de Burlando que solicitó ser querellante en la causa judicial que siguió al escándalo. Lo cierto es que precisamente Estudiantes es el club al que también adscribe Medina, referente de uno de los dos bandos que chocaron el Día de la Lealtad.

El mediático abogado sostuvo que solicitará a la fiscal Leyla Aguilar un rastreo “de las llamadas mediante el sistema VAIC”. Aunque la pericia está dirigida a los referentes de los dos bandos en lucha, parece un traje a medida en la interna que se desató contra Moyano dentro de la CGT. De hecho, el imputado más comprometido en la causa es Emilio “Madonna” Quiroz, chofer de Pablo Moyano, quien fue captado por las cámaras televisivas disparando contra el portón de acceso a la quinta.

Cuando le tocó declarar frente al juez platense César Melazo, Madonna Quiroz aseguró que disparó “contra la pared” sin poner en riesgo la vida de otras personas y que sólo quiso defender a un jubilado que estaba siendo atacado por una quincena de personas. Incluso añadió que si no hubiera sido por él, todo hubiera terminado en una masacre.

El juez Melazo confirmó ayer que la fiscal Aguilar continúa con la investigación del caso. También precisó que se persiste en la búsqueda de dos prófugos, uno de ellos es Marcelo “Batata” Ferreira, un hombre de 30 años que con el gorrito de los camioneros, el torso desnudo y un puñal en su mano aparecía detrás de Quiroz en todas las imágenes televisivas.

Luego de que tanto el gobierno nacional como el provincial insistieran en la existencia de un complot destinado a dañar la imagen del presidente Kirchner, el magistrado le pidió a Felipe Solá “que identifique a los responsables” de ese complot porque “parece que la voluntad política está”, sostuvo. Las declaraciones de la fiscal Aguilar desmintiendo un supuesto complot no habían pasado inadvertidas ni para los gremios ni para los hombres del oficialismo.

Compartir: 

Twitter
 

Hugo Moyano, titular de la CGT, y Juan Pablo “El Pata” Medina, jefe de la Uocra La Plata.
Imagen: DyN & El Día
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.