EL PAíS › FUERTE VENTA DE DóLARES DEL BCRA

Verdes para la ansiedad

 Por Tomás Lukin

El Banco Central desembolsó cerca de 250 millones de dólares para calmar la demanda de divisas. Tras la fuerte intervención de la autoridad monetaria, el tipo de cambio mayorista cayó hasta 3,165 pesos y la cotización minorista finalizó la jornada sin variaciones en 3,21 pesos. Los rumores y la incertidumbre continúan, principalmente en el segmento minorista, pero en las oficinas del Central se vivió la jornada con tranquilidad y satisfacción por la efectividad de la política de intervención. Aunque el costo simbólico ha sido elevado: las reservas retrocedieron por debajo del umbral de los 50 mil millones, para terminar ayer en 49.805 millones de dólares.

En la autoridad monetaria ven a las reservas como “un arsenal” que está disponible para ser utilizado cuando sea necesario. Según comentaron desde la entidad monetaria a Página/12, la participación de ayer “sirvió para llevar al mercado una señal más que clara: no hay espacio para más presión”. El objetivo del Central sigue siendo el mismo: mantener el tipo de cambio sin variaciones bruscas. La actual cotización obedece a un régimen flotante administrado, donde el BC utiliza su poder de mercado, para orientar –a través de su intervención– la cotización del dólar. En este escenario las operaciones en el microcentro continúan dominadas por la cautela y a la espera de señales de tranquilidad en el frente político. Por su parte, el MerVal cayó un 0,9 por ciento y los bonos continuaron perdiendo terreno.

La incertidumbre política que genera el lockout renueva miedos preexistentes en el imaginario del público que hace a un lado la actual situación macroeconómica. Los rumores de devaluación y corralito llevan a muchos operadores a cubrirse por precaución, aun cuando algunos de los más férreos críticos del Gobierno desmienten las versiones. Si bien no bajó, el dólar minorista, que llegó a cotizar a 3,23 en algunas pizarras, se calmó con la intervención del BC. Las colas en las casas de cambio continuarán, indican en la city, pero destacan que la demanda minorista es limitada.

Anteayer algunos corredores comentaron que el BC se quedó corto con su presencia en el mercado cambiario, pero ayer la autoridad monetaria volvió a marcar el terreno y “dio una paliza” a los especuladores que estaban presionando sobre la plaza. La jornada fue record en cuanto al volumen de divisas negociado y muchos bancos se vieron obligados a vender dólares y desarmar algunas posiciones. La sensación en el microcentro fue que en los dos primeros días de la semana la entidad que dirige Martín Redrado podría haber recomprado algunos millones de dólares, pero entienden que no lo hace porque prefiere imprimirle volatilidad al mercado.

A diferencia de la semana pasada, cuando la autoridad monetaria se concentró, en el mercado de futuros, en lo que va de la corriente el Central inundó el mercado de contado con alrededor de 400 millones de dólares. Así, las reservas se ubicaron por debajo del record simbólico de 50 mil millones por primera vez desde el 12 de marzo. Según informaron las cámaras exportadoras de aceites y la de cereales, el lockout produjo la semana pasada una reducción del 60 por ciento de los montos liquidados por los exportadores. “En algún momento tienen que liquidar todo lo que se están guardando, y ahí el Central recuperará las reservas que estuvo inyectando en el mercado”, comentaron desde el sector bancario. Durante el día de hoy se verá cómo responde la plaza a la nueva demostración de poder que hizo la autoridad monetaria.

Mientas que en la city algunos analistas sostienen que está aumentando la morosidad en la renovación al momento del vencimiento de los plazos fijos, Miguel Arrigoni, director de la consultora Deloitte, contradice estas versiones y señala que “en el mes de abril se dieron más créditos y aumentaron los depósitos en los bancos”. Para Arrigoni, “lo único concreto que se ha visto en materia de especulación estos días es la fuerte liquidación de bonos del Gobierno a mano de tenedores extranjeros que deciden retirarse y transforman esa tenencia en dólares”. De todas maneras, desde el sector bancario reconocen que “los plazos fijos si bien no están cayendo están creciendo con menos fuerza”.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.