SOCIEDAD › SOBRE CONSUMO DE DROGAS Y ABORTO

Para eliminar penas

Despenalizar el consumo personal de drogas y el aborto. Las dos propuestas fueron expuestas ayer por el ministro de Salud de Santa Fe, Juan Sylvestre Begnis, electo diputado nacional en octubre por el Frente para la Victoria. “Hay que despenalizar el consumo personal de drogas. Los adictos son pacientes a los que hay que ofrecerles la oportunidad de desintoxicarse o liberarse de la adicción”, aseguró. El funcionario anunció que no sólo va a propiciar desde su banca “un proyecto para la despenalización del aborto”, sino que además propondrá “despenalizar el consumo personal de drogas”.
“El adicto es un enfermo”, dijo Sylvestre Begnis, en declaraciones a una revista santafesina. Y consideró que “llegó la hora de enfrentar los grandes temas pendientes”. “Hay que despenalizar el consumo personal de las drogas, fichar a los pacientes y ofrecerles la oportunidad de desintoxicarse o liberarse de la adicción, que es una enfermedad terrible, que lleva a una destrucción del paciente y de toda su familia”, sostuvo. “Yo parto de una base: al igual que el fumador, el que consume drogas es un enfermo por adicción. Entonces es lo mismo que decir ‘lo voy a castigar porque tiene gripe’”, explicó Sylvestre Begnis.
“Quien se inicia en la droga, el cigarrillo o el alcohol, seguramente lo hace a partir de cierta publicidad que lo induce. Cada una de estas adicciones están asociadas al éxito y este es un tema que hay que revisarlo”, consideró.
“Ya hay proyectos, habrá que discutirlos, debatirlos, hay experiencias en el mundo que habrá que analizar. Lo que no podemos hacer es seguir metiendo la cabeza dentro del agujero como el avestruz”, agregó.
Respecto del aborto, el ministro consideró que “es un drama, es uno de los mayores riesgos por el cual están pasando las mujeres y las parejas en la Argentina”. “De lo que se trata es de reducir los casos y no penalizar”, afirmó.
“Hablar de 500 mil intervenciones es un horror. Nadie puede estar a favor del aborto. Todo el mundo sabe que este tipo de intervenciones son absolutamente dañosas para la mujer, con riesgos no sólo físicos, que pueden quedar estériles de por vida, e infecciones, sino también secuelas psicológicas, daños morales por haber abortado. Nosotros estamos proponiendo evitar todo este tipo de riesgos”, dijo.
El funcionario recordó que “ya hay proyectos (en el Congreso) que nos van a permitir por lo menos debatir el tema. Es importante que se debata para avanzar en la despenalización, si no se logra totalmente, al menos cuando se trata de violaciones”.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.