SOCIEDAD › EL PAPA EXCOMULGO AL ARZOBISPO NEGRO DE LUSAKA

Un despedido a la vaticana

Emmanuel Milingo, el polémico ex arzobispo de Lusaka (Zambia), fue expulsado de la Iglesia Católica por ordenar obispos a cuatro curas casados, que también fueron excomulgados.

 Por Enric González *
Desde Roma

Benedicto XVI dictó ayer sus primeras excomuniones. El arzobispo jubilado Emmanuel Milingo, de 76 años, quedó excluido de la Iglesia Católica por ordenar obispos a cuatro sacerdotes casados en una ceremonia celebrada el lunes pasado en Wa-shington. Los cuatro obispos no reconocidos recibieron el mismo castigo. Milingo, también casado, arrastraba tras sí una larga relación de conflictos con el Vaticano, relacionados con su ruptura del celibato, con la celebración de misas con exorcismos africanos y con su adhesión a la secta dirigida por el coreano Sun Myung Moon.

El Vaticano emitió un comunicado para anunciar que el antiguo arzobispo de Lusaka (Zambia) se encontraba en una situación de “abierta ruptura con la Iglesia” y que tanto él como los cuatro sacerdotes casados a los que había concedido la ordenación episcopal incurrían en “la excomunión latae sententiae prevista en el canon 1382 del Código de Derecho Canónico”. Los cuatro sacerdotes excomulgados son George Stallings, Peter Paul Brennan, Patrick Trujillo y Joseph Gouthro.

En el mismo comunicado se precisaba que el Papa había tenido “paciencia” con el “anciano pastor de la Iglesia”. De hecho, fueron el propio Joseph Ratzinger, como prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, y el actual secretario de Estado vaticano, cardenal Tarcisio Bertone, quienes en 2003 “recuperaron” a Milingo tras su pintoresca boda en Nueva York.

Emmanuel Milingo alcanzó la celebridad en julio de 2001, cuando participó como novio en una de las bodas multitudinarias organizadas por la secta Moon. La boda se celebró en un hotel céntrico y el arzobispo, vestido de smoking, contrajo matrimonio con una ciudadana coreana de 43 años llamada María Sung, que el propio reverendo Moon había seleccionado para él. El arzobispo católico afirmó que había tomado la decisión de casarse para protestar de la manera más rotunda contra la imposición del celibato a los sacerdotes.

Por entonces, Milingo ya era mal visto por sus misas africanas y por la celebración de exorcismos y curaciones mágicas. La boda colmó la paciencia vaticana, pero monseñor Milingo pidió perdón, rompió con su esposa y aceptó el castigo impuesto desde Roma: un año de reclusión en una parroquia sudamericana que había de servirle para rehabilitarse. Luego fue destinado a un convento cercano a Roma, donde siguió viviendo con discreción y manteniendo apenas contacto con el exterior.

Pero en junio pasado desapareció del convento y viajó de nuevo a Estados Unidos. Milingo convocó una rueda de prensa por sorpresa, anunciando su nueva misión: persuadir al Vaticano de que permita a los curas casarse. Fuentes de la Santa Sede señalaron entonces que las declaraciones de Milingo causaron “estupor” en el Vaticano, aunque el único comunicado oficial decía que el Vaticano seguía “a la espera de información más precisa” sobre el viaje de Milingo. Aunque ya avanzaba sus intenciones: “Si las declaraciones que se le atribuyen sobre el celibato sacerdotal son ciertas, no tendríamos otro remedio que deplorarlas porque la disciplina de la Iglesia en esta materia es bien conocida”.

El pasado 8 de septiembre, el prefecto de la Congregación para los Obispos, cardenal Giovanni Battista Re, le envió una carta en la que le exigía que pidiera perdón al Papa antes del 15 de octubre, si no quería incurrir en la “suspensión canónica”. Milingo no hizo ningún caso y siguió adelante con su idea de ordenar obispos a cuatro sacerdotes pertenecientes a la asociación Sacerdotes Casados Ya.

El anterior Papa, Juan Pablo II, le perdonó sus actos y ordenó que lo devolvieran al redil de los justos. Pero, con la llegada del nuevo pontífice, fuentes vaticanas ya habían vaticinado que Benedicto XVI no sería tan magnánimo.

* De El País de Madrid. Especial para Página/12.

Compartir: 

Twitter
 

Milingo, cuando contrajo matrimonio con la coreana María Sung, en 2001. Luego se divorció.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.