14:44 › CON UNA BOTA ADENTRO

EEUU se va de Irak, pero presiona a su aliado en Afganistán

La Cámara de Representantes de Estados Unidos condicionó la entrega de 700 millones de dólares en ayuda militar para Pakistán al indicar que el secretario de Defensa, Leon Panetta, deberá certificar que el país asiático está cooperando en la guerra que lleva más de diez años en tierra afgana. La medida, criticada por el gobierno pakistaní, es una represalia por la decisión del país vecino a Afganistán de cerrar las vías de suministros a las tropas extranjeras y desalojar a los norteamericanos de una base aérea, luego de que un avión no tripulado de la OTAN matara a 24 de sus soldados.

La ley para el Departamento de Defensa de EEUU, con un presupuesto de 662 mil millones de dólares para el año 2012, fue aprobada ayer por la Cámara de Representantes y aún debe pasar por el Senado, pero el condicionamiento fue rechazado por el portavoz pakistaní de Exteriores, Abdul Basit, quien afirmó: "Creemos que la decisión del Congreso no se basa en hechos y adopta una mirada estrecha sobre la situación general".

La norma estipula que Washington no entregará los 700 millones de dólares de ayuda militar hasta que el secretario de Defensa certifique que el país asiático aumente su colaboración en la lucha contra Afganistán. "La soberanía de Pakistán no es negociable", respondió el portavoz tras lamentar el gesto de EEUU.

Por eso, la embajada estadounidense en Islamabad emitió un comunicado para recalcar que la ayuda militar no será retirado, pero destacar que los fondos serán entregados una vez que Panetta se asegure de que Pakistán está colaborando.

Estados Unidos exige la colaboración de Pakistán porque es un aliado estratégico en la frontera de Afganistán, aunque recela del supuesto apoyo de algunos integrantes de su estamento castrense a grupos insurgentes que operan en tierra afgana. Esa tensión quedo en evidencia en el operativo con el que los norteamericanos mataron a Osama Bin Laden, ya que operaron en tierra pakistaní si coordinar las acciones.

Los lazos diplomáticos entre Washington e Islamabad comenzaron a tensarse en aquel momento y llegaron a un conflicto directo después de que un ataque con aviones no tripulados de la OTAN matara a 24 soldados pakistaníes el pasado 26 de noviembre pasado. Desde entonces, Pakistán anunció que revisaríoa su relación con EEUU y la OTAN, cerró las vías de suministros a las tropas extranjeras destacadas en Afganistán y desalojó a EEUU de una base aérea en la que repostaban sus aviones espías.

Washington ha dedicado unos 20 mil millones de dólares en ayuda a Pakistán desde el 11-S, la mayor parte por su contribución en la lucha contra la insurgencia, aunque algunas fuentes oficiales pakistaníes aseguran que esta cifra es mucho menor. La amenaza de retirar ayudas económicas a un país con una economía tan debilitada es una de las principales armas de presión política de EEUU con Pakistán.

Compartir: 

Twitter
 

Un soldado paquistaní hace guardia cerca de uno de los camiones con suministros para las fuerzas de la OTAN retenidos por las autoridades del país asiático.
 
ULTIMAS NOTICIAS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.