DEPORTES › OPINIóN

Eurozona en crisis

 Por Miguel Rep

Por lo acaecido con España ayer, sumado al desastre de Grecia en la primera ronda y el angustioso empate de Portugal, sumando al lote de las más críticas economías europeas a Irlanda y Hungría, que no clasificaron, se demuestra que el malestar social de cada país se traslada a sus seleccionados nacionales. Eso pasó con la Argentina de las Malvinas en el ’82, el presentimiento de una década infame en la Copa del ’90, la hecatombe del 2002, todos reflejando momentos de espanto de nuestra idiosincrasia.

Estas lucubraciones nos conducen indefectiblemente a un razonamiento: la final será entre Argentina y Brasil, con una notable ventaja para los brasileños. Los alemanes pueden aspirar al tercer puesto, y por qué no, los uruguayos en esa pelea. Pero falta mucho, por más que ayer ya se empezó a definir los que se queden y los que se vayan. Sudáfrica está jodida. Qué lástima, han puesto tanto en este Mundial... Pero Forlán no los perdonó, justo un rubio de ojos claros. El charrúa sin cejas es el goleador del Mundial, pero cuidado, que por ahí hoy Heinze moja y comparte, o lo supera. ¿México o Francia? Hoy quizá lo sabremos.

Ayer hablábamos de la falta de sorpresas, y apareció Suiza. Qué equipo más molesto, una mala suerte cruzárselo en primera ronda para cualquiera, ¿qué le hubiera pasado a Brasil con ellos? No pierdan toda esperanza, españoles. Hay equipos que llegaron a la final perdiendo el primer partido. De todos modos, siempre puede haber un despertar para los ibéricos. Es más, ya ocurrió: los sindicatos llamaron a una huelga general para el 29 de septiembre.

Quizá los españoles fallaron, llegando agotados por jugar hasta una semana antes. Todo lo contrario al equipo de Maradona, que tuvo una larga temporada de sequía de amistosos. Los españoles, de tanto jugar amistosos, se creyeron que los de Suiza los iban a tratar como amigos. España está volviendo a descubrir que todo se divide entre amigos y enemigos.

Diálogo oído en un colectivo:

Ella: –El jueves a la mañana, ¿me acompañás a la casa de mi tío, el abogado? Es recopado, y con él podrías...

El: –Pero, no, amorcito, juega la Selección.

Ella: –Ay, qué boluda, yo creía que jugaba el domingo, como Boca, River, eso.

El: –No. Jugamos el jueves y el martes y después clasificamos y es más espaciado.

Ella: –Mi mamá mira cuando juega Italia. Ella es fanática de los tanos, los sigue, no sé por qué. Debe ser porque nunca ganan a nada. En realidad, yo debería ver a Alemania, viste que somos de origen alemán. Yo si juega Argentina con Alemania no sé para quién hincho.

El: –¿Cómo no vas a saber, dónde naciste, pichoncita?

Ella: –Bueno, pero como segundo equipo elijo Argentina. Pero un ejemplo, si juegan una final Alemania con Argentina ¿no les conviene empatar y ser campeones a los dos? Les vendría bien, nunca ganaron nada. Y así les ganan a los brasileños. Ay, ¿no tendríamos que haber bajado en la anterior?

Ayer empezó el verdadero Mundial. Hoy empieza para la Selección. Hay que levantarse, por lo menos, a las 7 de la mañana, y preparar los oídos para los moscardones de la primera mañana.

Porque para mí que no son vuvuzelas. Son moscardones.

Compartir: 

Twitter
 

 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.