DEPORTES › CARRERA NOCTURNA DEL SUPERTC2000 EN SANTA FE

Salieron a jugar a la calle

Con chiches de 150 mil dólares, anduvieron esquivando paredes y trepando cordones. Girolami le dio la primera victoria del año a Peugeot, aunque corrió con pocas luces. Hoy se completa el programa con la carrera diurna. Rossi, Spataro y Girolami, adelante.

 Por Pablo Vignone

Desde Santa Fe

No tienen edad ya para haber jugado de chicos en la calle. Lo hacen de grandes. “Vinimos a correr, no a salir de noche”, juega con las palabras Emiliano Spataro. “Una vez, cuando era chico, estuve un día entero sufriendo un dolor terrible en el abdomen, pero no le dije nada a mi viejo para que no me bajaran del karting. Cuando terminó la jornada, avisé: era apendicitis”, cuenta su travesura Matías Rossi.

Se vinieron a jugar a la mancha contra los paredones de la noche santafesina. Lo sufrió en la clasificación José María López, que de la amargura se encerró en su box a escuchar música con su Ipod, mientras no paraba de hacer pucheros. “Sé muy bien lo que es equivocarse en un circuito como éste”, lamentó el cordobés.

Salieron a jugar a la puerta de calle con chiches de 150 mil dólares. Fueron y vinieron por el boulevard a 240 km/h. Pero nadie anduvo más rápido que el pibe cordobés Néstor Girolami (23 años), a quien no le hicieron mal las luces del centro de esta ciudad. Fue la primera vez que un Peugeot 408 cruzó primero la meta en el torneo 2012. Eso sí: corrió sin luces delanteras pese a que el reglamento las dictamina obligatorias, lo que generó polémica durante la poco más de media hora de prueba bajo las estrellas.

“A mí me gusta mucho correr de noche, porque tiene un aire a Fórmula 1”, señala Girolami. “Tenemos un gran auto para los callejeros. Facundo (Ardusso, su compañero de equipo) punteó 30 vueltas en el callejero de Buenos Aires y abandonó cerca del final. Esta vez aguantó y ni me di cuenta de que no tenía las luces prendidas.”

Spataro terminó segundo, delante de Rossi. “De noche hicimos mejores tiempos que de día, porque los motores respiran mejor y podemos usar algún caballito más –cuenta el piloto de Lanús–. Se ve menos que de día, pero se ve bien, aunque algunas alternativas me distraen más, como las chispas, los discos de freno al rojo o las explosiones de los escapes, sorprenden más en la oscuridad. Algunas curvas no se ven en 3D.”

Rossi cambió el golpe del viernes por un podio. “Correr de noche está buenísimo. El auto es más rápido y no se toman más precauciones que en una carrera diurna –explica–. Se ve perfecto, aunque de día se ve el panorama completo, de noche sólo la pista. Es muy lindo el efecto de luces y sombras.” Ellos se divirtieron, aunque la gente bostezó con una carrera lineal y sin emoción.

El juego termina hoy, pero de día. Serán 24 vueltas (televisa Canal 13 desde las 11), Rossi larga delante de Spataro y Girolami, con López partiendo 23. El calor apretará los motores, especialmente, los frenos, más exigidos que el año anterior por el uso de los motores V8.

Compartir: 

Twitter
 

José María López, que terminó quinto, delante del cordobés Girolami.
Imagen: Télam
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.