DEPORTES › LA PARTICULAR HISTORIA DE LA REVISTA INSTITUCIONAL LA PLATA RUGBY

Hecha por amor al club y al periodismo

A la publicación del subcampeón de la URBA la escriben Dimas Suffern Quirno, capitán del equipo, y José Supera, ex jugador; y la diseña Augusto Ramos, integrante del plantel. Tocan temas silenciados en el ambiente, como la desaparición de 17 ex miembros del club.

 Por Gustavo Veiga

Imagen de la nota homenaje a los 17 jugadores desaparecidos durante la dictadura.

Publicar una revista siempre denota la voluntad de comunicar. Pero hacerla por amor a un club y entre amigos, revela una pasión compartida, un acto de fe. En La Plata Rugby, la publicación institucional tiene una curiosidad adicional. La escriben Dimas Suffern Quirno, el capitán del equipo, y José Supera, un ex jugador. La diseña Augusto Ramos, otro integrante del plantel superior. Los dos primeros tienen en común que son periodistas (el medio apertura y pateador egresó de la Universidad platense como licenciado en Comunicación Social). Y entre los tres idearon un medio que reúne toda la información del finalista del torneo Top 14 de la URBA, que perdió ayer con Hindú (ver aparte), y mucho más de lo que sugiere una pelota ovalada. Tocan temas silenciados en el mundo del rugby. Temas que duelen, como la desaparición de 17 militantes que jugaron en el club y por los que todavía sus familiares siguen pidiendo justicia.

En el editorial, de la revista que ilustra esta nota publicado en 2010, puede leerse: “Memoria para recordar a aquellos 17 jugadores de nuestro club que fueron desaparecidos o asesinados por una dictadura militar nefasta, un odio que muchos no llegamos a conocer pero que siempre nos tocó tan de cerca. Este número es por la memoria. Porque sin memoria no tendríamos presente”.

Suffern Quirno no olvida un antecedente de la revista cuando sacaron el primer número en 2010. “En la década del ’80 hubo un presidente, Eduardo Defelitto, que la hacía en blanco y negro con la ayuda de Gastón, uno de sus hijos. La propuesta de sacarla de nuevo partió de José, hinchó tanto con eso que nos pusimos de acuerdo en darle al club un medio para difundir su imagen.” Supera confirma lo que dice su amigo: “Les tiré la idea a Augusto y Dimas porque el club es muy grande y tiene una pluralidad de voces interesante que no estaba plasmada en ningún lado. Se lo planteamos a la comisión directiva y nos dieron el visto bueno. Ahí empezamos con la revista oficial”.

En un ambiente refractario a aceptar ciertos debates como el del rugby (lo confirma uno tabú, como el profesionalismo), nunca dejaron el trágico pasado de lado. “Sabíamos que el tema de los jugadores desaparecidos era muy difícil de abordar porque nunca se había escrito algo. Sólo estaba la placa conmemorativa en la sala de la comisión directiva. Fue cuando decidimos rendirles nuestro homenaje a los 17 en uno de los primeros números. Comenzamos a hablar con algunos ex compañeros, con los hijos, hermanos y a medida que íbamos entrevistándolos teníamos la sensación de que estábamos corriendo un telón que nunca se había corrido”, cuenta Supera, quien colabora en medios nacionales y platenses.

El capitán de La Plata indica que se siente extraño cuando hace notas o les saca fotos a los juveniles del club para cubrir las páginas. “Es medio raro lo que me pasa como jugador y periodista. Nosotros publicamos la información que después la tiene que aprobar la comisión directiva. Por ejemplo, sobre el rugby de menores, la actividad del fin de semana que nos manda el manager general o los temas sociales. Nuestros nexos en la comisión son Santiago Beti y Federico ‘El Chino’ Mantz.”

Suffern Quirno recuerda que ya quería ser periodista mucho antes de que saliera la revista: “Empecé la carrera en 2001, pero me fui a jugar a Francia y la interrumpí. Terminé mi tesis en 2011 y egresé como licenciado en comunicación social con orientación en periodismo”. Por ahora no vive de la profesión que eligió. Trabaja en una Unidad Ejecutora Provincial que se encarga de controlar los préstamos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Al rugby le dedica las noches de entrenamiento en el club de Go-nnet y los días de partido. Hace cuatro años que es el capitán del equipo y cree que ya es hora de dejarle la cinta a un compañero.

“Si hoy estamos parados como institución donde estamos es porque en La Plata Rugby todos podemos convivir, como lo decimos todo el tiempo en la revista y como lo dicen los afiches que están por toda la ciudad. Este es el club del pueblo, donde todos son bienvenidos. Y creo que si tenemos este presente es porque nunca dejamos de mirar el pasado”, dice Supera.

La revista es un vehículo para difundir la actividad deportiva, aunque en sus páginas conviven comentarios de rugby con cuentos y la sección “Hall de la fama”, donde se tocó la historia de algunos jugadores asesinados por la Triple A como Hernán Rocca o desaparecidos durante la dictadura como Santiago Sánchez Viamonte. También tiene varias publicidades que se corresponden con la imagen que da la camiseta amarilla, auspiciada por el Banco Itaú. Es el modo con que los tres amigos sostienen la publicación que va por su tercer año consecutivo. Y que coincidió con dos finales del equipo en el Top 14. Se puede jugar en el primer nivel de un deporte y hacer periodismo al mismo tiempo. En La Plata se dan ese gusto.

Compartir: 

Twitter
 

 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.