ECONOMíA › DICTAMENES OPOSITORES

Prat Gay, Lozano y el PRO

Los diputados opositores volvieron a cuestionar el proyecto del Gobierno para reformar la Carta Orgánica del Banco Central y eliminar los resabios de la convertibilidad vinculados a las reservas. Los legisladores de la oposición presentaron sus propios dictámenes de minoría. Prat Gay y la UCR, Claudio Lozano con el Socialismo y el GEN y el PRO presentaron sus iniciativas propias. Existen coincidencias entre los distintos proyectos, como la necesidad de ampliar el objetivo del BCRA para contemplar el empleo. La oposición rechaza la modificación en la iniciativa oficial que amplía la capacidad de la autoridad monetaria para financiar al Tesoro.

El Bloque del Frente Peronista expresó su rechazo total al proyecto oficial al asegurar que “se trata de una reforma oportunista, solo impulsada por la caída de las reservas del BCRA y por la necesidad que tiene el Gobierno de tener las manos libres para utilizar sin control pesos y dólares”. Federico Pinedo, del PRO, sostuvo que le preocupa “un Banco Central sin reglas” y consideró que la autoridad monetaria debe “preservar el valor del salario y los ahorros de la inflación”.

El diputado Gerardo Milman, del GEN, consideró que “en horas el oficialismo convirtió la reforma en una nueva caja para financiar cualquier cosa sin importar su efecto inflacionario”. Para Prat Gay “el oficialismo admitió que no le alcanza con las reservas, sino que también necesita la maquinita de emitir porque se quedó sin caja”,

Durante el debate en las comisiones, Prat Gay sostuvo que proponía la derogación completa de la ley de convertibilidad, pero después, frente a la reacción de Luis Cigogna, del FpV, que le preguntó si estaba “seguro” de lo que había dicho, el radical Miguel Giubergia aclaró que el dictamen que firmaban sólo proponía la derogación de los artículos 4, 5 y 6. “Ah, entonces van un poco más allá que nosotros”, apuntó con ironía Heller. El proyecto oficial no elimina el artículo 6, donde se explicita la inembargabilidad de las reservas internacionales.

Los proyectos de Prat Gay y Lozano proponen en su proyecto “federalizar” la conducción del organismo al incluir directores por las provincias. Por su parte, el diputado del FAP consideró que las reservas excedentes del Banco Central deben destinarse a “la inversión productiva como objetivo prioritario” y no al pago de vencimientos de deuda.

“Hay mucha preocupación por la discrecionalidad del Estado en el uso de las reservas. Sin embargo, desde que entró en vigencia la ley actual en 1992 nunca hubo tanta preocupación por la discrecionalidad del mercado”, sostuvo el diputado del FpV Roberto Felleti. El titular de la Comisión de Presupuesto recordó que durante la crisis del Tequila, en 1995, y en la caída de la convertibilidad, en 2001-2002, las reservas fueron duramente golpeadas y permitieron financiar la fuga de capitales de los grupos económicos más concentrados, al tiempo que aumentó el desempleo y la desindustrialización. “La reforma termina con la idea de un Banco Central bobo”, resaltó el legislador por Nuevo Encuentro Carlos Heller.

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.