ECONOMíA › LA ANSES FINANCIARA CONSUMOS DE JUBILADOS

Créditos en camino

El organismo dará préstamos por el sistema de descuento de haberes. Reemplazará a mutuales y cooperativas, que dejaron de prestar cuando se puso un tope a las tasas.

 Por David Cufré

La Anses está terminando de definir los nuevos créditos a jubilados y pensionados a través del sistema de código de descuento de haberes. Es un mecanismo que creció de manera exponencial en los últimos años, pero dominado por cooperativas y mutuales que concentraban esa oferta crediticia. El Gobierno barrió con el negocio de esas entidades a fines del año pasado, cuando impuso un límite a las tasas de interés que pueden cobrar por los préstamos. De un promedio de 110.000 créditos que generaban por mes se bajó a 22.000 en marzo pasado, de los cuales 14.000 fueron concedidos por el Banco Nación, al mismo ritmo que traían en 2011. En cambio, mutuales y cooperativas sólo dieron 8000 préstamos. Eso puso en evidencia que su negocio cerraba con tasas de interés “usurarias”, según la calificación del Gobierno. Ahora la Anses asumirá la función de proveer financiamiento a los jubilados, a tasas mucho más bajas.

El organismo de la seguridad social está autorizado a utilizar hasta un 20 por ciento del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) para dar préstamos a jubilados y pensionados. El FGS supera en la actualidad los 200.000 millones de pesos, con lo cual se podrían destinar más de 40.000 millones a brindar apoyo financiero a los beneficiarios del sistema previsional. Sin embargo, el ritmo inicial será más lento. Durante este año los préstamos rondarían entre 4000 y 5000 millones de pesos, de acuerdo con estimaciones oficiales. Una posibilidad que estudia la Anses es derivar los créditos a través del Correo Argentino, y también analiza habilitar su tramitación en las oficinas del organismo.

A fines del año pasado había 1.993.109 jubilados y pensionados que habían gestionado un crédito con código de descuento; es decir, las cuotas se debitan automáticamente del haber a percibir. El monto promedio de los préstamos es de 2000 pesos, a un plazo de 28 meses. El stock de financiamiento era de 10.910 millones de pesos al cierre de 2011. Las mutuales y cooperativas se multiplicaron en la última década gracias a este sistema. Si bien algunas ofrecen además servicios sociales, médicos y de turismo, el corazón de su actividad era dar préstamos a jubilados. El problema es que lo hacían con un costo financiero total del 70 por ciento en promedio, con picos de hasta 159 por ciento. Se fondeaban en el sistema financiero, y algunas de ellas estaban directamente vinculadas con bancos como el Macro, Supervielle, Piano y los de San Juan, Santa Cruz, Entre Ríos y Santa Fe, manejados por el grupo Eskenazi.

El costo financiero total ahora no puede superar en más de 5 puntos el que aplica el Banco Nación para créditos similares, actualmente en 23 por ciento anual. Eso hundió la oferta de mutuales y cooperativas, de más de 100.000 préstamos por mes a 8000 en este momento. “Creemos en los créditos, pero no vamos a aceptar la usura institucionalizada”, dijo Cristina Fernández de Kirchner cuando anunció en diciembre el tope a las tasas de interés. Esa medida evitó que se sigan produciendo situaciones de abuso sobre los jubilados, pero dejó al sector sin ese financiamiento que evidentemente necesita. Por esa razón, el Gobierno resolvió, al mismo tiempo que puso tope a las tasas, diseñar un esquema de créditos otorgados por la Anses. El organismo que conduce Diego Bossio vino trabajando en el tema los últimos tres meses, y a esta altura ya se acerca el momento de su puesta en práctica.

Compartir: 

Twitter
 

Los créditos más demandados son de 2000 pesos, a veintiocho meses.
Imagen: Leandro Teysseire
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.