EL MUNDO › LA IGLESIA DE LA HABANA APUESTA A LOS CAMBIOS

Con la fe del pueblo cubano

El cardenal cubano Jaime Ortega pidió en la misa que el papa Francisco ofició en la Plaza de la Revolución de La Habana que el acercamiento entre Estados Unidos y Cuba beneficie a cubanos y norteamericanos. “Que este proceso de renovación en las relaciones entre Cuba y Estados Unidos, que Su Santidad tanto ha favorecido y que tanto agradece nuestro pueblo, se extienda no sólo a los altos niveles políticos, sino que alcance a los pueblos y muy especialmente a nuestro pueblo cubano que vive aquí y en Estados Unidos”, dijo Ortega. El cardenal, interlocutor privilegiado del gobierno comunista, pidió también que las reformas económicas del presidente Raúl Castro, que abrieron espacio a la iniciativa privada tras medio siglo, no mermen los logros conquistados por el socialismo en la isla.

“Que los cambios socioeconómicos iniciados, que ahora parecen profundizarse, no nos lleven, como pueblo, a dejar atrás lo alcanzado a favor de la equidad entre todos los hijos de esta tierra, que no caigamos en la adoración del dios dinero, que no se acentúe entre nosotros la carrera consumista”, manifestó Ortega. El arzobispo de La Habana dijo que hablaba al pontífice argentino “en nombre de nuestro pueblo cubano, de los católicos y de otros tantos creyentes, y aun no creyentes”, y le agradeció su larga amistad.

“Mis sentimientos personales de afecto hacia su persona, de adhesión de fe profunda y cordial al querido papa Francisco, los conoce Usted desde tiempo atrás. Gracias de nuevo por haberme hecho experimentar su cercanía, su amistad”, expresó Ortega, bajo cuya conducción la Iglesia cubana cambió los roces con el Estado por el diálogo y cuya mediación permitió la liberación de 130 presos políticos en 2010 y 2011.

De cara al arribo de Francisco a Estados Unidos, siete ciudadanos norteamericanos de cada diez dijeron tener una impresión favorable del Papa, que visitará el país entre del 22 al 27 de septiembre con escalas previstas en Nueva York, Washington y Filadelfia. Pero cuando se trata de su impresión sobre la Iglesia en general, sólo el 55 por ciento se mostró favorable. Entre los católicos, el Papa recibe el 86 por ciento de impresiones favorables y la Iglesia el 81 por ciento. Según el sondeo de Washington Post/ABC News, el 64 por ciento de los estadounidenses y el 89 por ciento de los católicos aprueba la dirección que Francisco le dio a la Iglesia, mientras el 13 por ciento y el 8 por ciento, respectivamente, lo desaprueba. El 59 por ciento de los estadounidenses considera apropiado que el Papa presione a la administración Obama para que intervenga en problemas sociales, económicos y medioambientales, mientras el 31 por ciento estima que sería inapropiado.

Compartir: 

Twitter
 

El cardenal cubano Jaime Ortega.
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.