EL PAíS › LOS GREMIOS DOCENTES BONAERENSES ACEPTARON LA OFERTA OFICIAL Y EL LUNES COMENZARíAN LAS CLASES

A preparar las tizas en la provincia

El gobierno de Scioli ofreció llevar el salario inicial a 1800 pesos en marzo y 1900 a mitad de año. Los sindicatos se mostraron satisfechos y hoy deciden. Sin acuerdo en Capital.

 Por Julián Bruschtein

Las negociaciones paritarias docentes de Capital y de provincia de Buenos Aires marchan por caminos diferentes. Los maestros bonaerenses se encuentran a un paso del acuerdo salarial con el gobierno de Daniel Scioli y las clases comenzarían el lunes, si hoy los gremios convalidan en asambleas el incremento ofrecido. La propuesta oficial consiste en llevar el salario inicial a 1800 pesos en marzo y a 1900 a mitad de año: “Responde a las expectativas que veníamos llevando los sindicatos a la mesa de negociación”, dijo a Página/12 el secretario general de Suteba, Roberto Baradel. Mientras, en la Ciudad, el secretario adjunto de UTE-Ctera, Alejandro Demichelis, señaló que “así como están las cosas el lunes no comienzan las clases”. Los gremios porteños se reunieron con funcionarios de la administración de Mauricio Macri a la mañana y a la tarde para achicar diferencias, pero sin éxito. El ministro de Educación nacional, Alberto Sileoni, pidió a los gremios “quebrar esta costumbre instalada de apelar al paro como herramienta de presión”.

En la provincia, el ofrecimiento de la Dirección de Educación y Cultura, que encabeza Mario Oporto, consta de un incremento que elevaría el sueldo inicial, a partir de marzo, a 1800 pesos, y luego, a 1900 en el segundo semestre del año. Baradel explicó que la propuesta cumplía “con los dos extremos solicitados, porque elevó el básico con un incremento de 190 pesos, 100 el 1º de marzo y los otros 90 divididos en: 50 a partir de julio, 20 en septiembre y 20 en noviembre”. Y además se suman “160 pesos remunerativos, 104 a partir de marzo y 56 en julio”, respetando la escala salarial, según explicó el dirigente de Suteba (Ctera). Oporto resaltó “el esfuerzo que realizó el gobernador Daniel Scioli para llegar a un acuerdo. El gobierno invertirá 2200 millones de pesos para afrontar este acuerdo”.

La negociación no había comenzado bien en la provincia y nada hacía pensar que se resolvería de manera favorable. Comenzó con un entredicho entre Oporto y el jefe de Gabinete, Alberto Pérez, quien desautorizó la convocatoria a paritarias. Luego, el mismo Pérez suspendió unilateralmente otra reunión, y la resolución de la paritaria nacional facilitó los pasos siguientes. Pero el primer ofrecimiento fue igualar el acuerdo paritario nacional, que los maestros bonaerenses rechazaron de plano. Hasta que anoche se acercaron a un acuerdo, que hoy debatirán las bases.

“Logramos sostener la diferencia con respecto a la paritaria nacional en términos de calidad de incremento”, señaló Mirta Petrocini, de la FEB. En el acta quedó asentado el reclamo docente por la devolución de los días de paro realizados el año pasado y el incremento de presupuesto para infraestructura, puntos que se continuarán discutiendo.

En la Capital, en tanto, la negociación comenzó temprano por la mañana. Los 17 gremios se reunieron con los representantes del Ministerio de Educación, con el ministro Esteban Bullrich a la cabeza. Allí mantuvieron una reunión de más de dos horas, donde la propuesta del gobierno porteño no satisfizo el reclamo de los maestros. La oferta consistía en una suba del “10 por ciento del sueldo básico hacia fin de año”. Los gremios piden una cifra de entre el “19 y el 22 por ciento a principio de año”, aseguró el secretario general de UTE-Ctera, Eduardo López. Además “el aumento estaba distribuido en cuatro o cinco tramos. El aumento se terminaba en diciembre, a cobrar con el sueldo de enero, y esto era inaceptable”, afirmó el secretario adjunto de UTE, Alejandro Demichelis.

Los maestros porteños exigen un incremento salarial del 23,4 por ciento, el porcentaje que se desprende del mínimo alcanzado en la paritaria nacional. “El incremento tiene que ir al básico y no puede realizarse en más de dos tramos”, consideró Demichelis y agregó que, además, “quedan otros problemas por resolver, como los de infraestructura”. Los gremios ya convocaron para el viernes a sus plenarios de delegados, que decidirán si aceptan la oferta que realice el gobierno de la ciudad o si, finalmente, es rechazada y el lunes las clases se ven afectadas por una medida de fuerza.

Compartir: 

Twitter
 

Oporto dijo que se “invertirán 2200 millones en el acuerdo”.
Imagen: Télam
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.