EL PAIS › LOS PLANES DEL MACRISMO PARA QUE CARRIO NO LE HAGA SOMBRA

Comenzó la carrera hacia el 2011

Cerca del empresario evalúan que Carrió llegó a su techo. Buscan dialogar, pero confían en que el PRO liderará la oposición.

 Por Santiago Rodríguez

El resultado electoral del último domingo no parece haber hecho mella en el ánimo de Mauricio Macri. “Sólo con hacer una gestión discreta tenemos al mejor candidato de la oposición para 2011”, es lo que afirman por estas horas en los círculos de decisión del macrismo, donde no perciben que el crecimiento de Elisa Carrió sea una amenaza para los planes del electo jefe de Gobierno porteño de encabezar una alternativa al oficialismo dentro de cuatro años. “Alcanzó su techo. Su límite es la incapacidad que la gente le ve para gobernar”, dicen de la líder de la Coalición Cívica, con quien tratarán de establecer algún nivel de diálogo en lugar de confrontar. En ese marco, la electa vicejefa de la ciudad Gabriela Michetti, celebró la apertura exhibida por Carrió.

La performance del macrismo el domingo pasado no fue buena: a sólo cuatro meses de haber arrasado en la elección a jefe de Gobierno, el PRO sólo obtuvo dos bancas de diputados y Carlos Melconián quedó fuera de la Cámara de Senadores.

El mismo Macri reconoció ayer en diálogo con diversas radios que esta vez su cosecha fue magra. “Fue una mala elección, pero más allá de eso no hay que dramatizar”, señaló.

Lo peor para los macristas es que las nacionales diluyeron la imagen de líder natural de la oposición que Macri se había forjado a partir de su contundente triunfo en las porteñas: ahora debe pelear ese sitial con Carrió, quien se muestra decidida a defender la posición en que la dejó la obtención del 23 por ciento de los votos en todo el país. No es casual que en el reportaje que concedió a Página/12 al día siguiente de las elecciones la líder de la Coalición Cívica haya enfatizado que “Mauricio tiene una fuerza local”. Esa declaración tuvo el deliberado propósito de encorsetar al empresario en la ciudad de Buenos Aires.

Pero Macri se siente mejor plantado que nadie para pelear el liderazgo de la oposición y no le preocupa demasiado que PRO no haya hecho un buen papel en las pasadas elecciones, porque supone que otra hubiera sido la historia si él encabezaba la boleta del espacio en lugar de su devaluado socio Ricardo López Murphy. “La gente vota personas, los votos no son transferibles”, repitió en varios lugares, y uno de sus íntimos completó la idea delante de Página/12: “No es lo mismo PRO con o sin Macri de candidato, como tampoco es lo mismo la Coalición Cívica con o sin Carrió”. Además de la confianza que deposita en su propia figura, Macri no visualiza otra adversario en el horizonte y tampoco le otorga a Carrió mejor futuro que su presente. Su impresión es que la líder de la Coalición Cívica no tiene ya mayores perspectivas de crecimiento.

Los macristas analizaron el escenario postelectoral y entre ellos primó la conclusión de que “Carrió alcanzó su techo”. Un dirigente que conversó del tema con Macri especuló que “ella lo sabe y por eso anuncia que se retira, que nunca va a ser presidenta. Se da cuenta de que la gente no le reconoce capacidad de gobernar y que ese es su límite”.

Desde la Jefatura de Gobierno, Macri tratará de demostrar justamente lo contrario: que tiene capacidad de gestión y que está en condiciones de gobernar el país. Supone que el kirchnerismo tratará de ponerle piedras en el camino, pero evalúa que tampoco necesita demasiado para consolidarse como candidato de la oposición. “Ni siquiera depende de que concrete grandes obras, sino que alcanza con una gestión discreta que solucione los problemas cotidianos de los porteños”, reflexionan en su entorno.

Con la vista puesta en 2011, el macrismo empezará a tejer un armado político más allá de la General Paz y tratará de abrir un canal de diálogo con Carrió con el siguiente planteo: “Primero veamos qué propuesta es mejor, pongámonos de acuerdo y dejemos las competencias de lado hasta que haya elecciones”. Los macristas consideran posible llegar a un entendimiento si Carrió resiste a “los talibanes que le dicen que con Macri no puede ir ni a la esquina” y el puente ya está tendido: Michetti la llamó el mismo domingo a la noche para felicitarla y ayer celebró la apertura demostrada por la líder de la Coalición Cívica. “Estas son las actitudes que la gente va a valorar de su dirigencia política”, remarcó.

Compartir: 

Twitter
 

“Sólo con hacer una gestión discreta tenemos al mejor candidato para 2011”, dicen cerca de Macri.
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.