EL PAIS

Días de radio

 Por Horacio Verbitsky

Un año después de la denuncia del diputado de la Coalición Cívica Libertadora Juan Carlos Morán sobre el presunto pago de sobreoprecios por 150 millones de pesos a la empresa Electroingeniería en el tendido de una línea de alta tensión en la Patagonia, una auditoría realizada por la Universidad Tecnológica Nacional concluyó que sus precios fueron razonables. El episodio obtuvo notoriedad en febrero de este año por una nota del periodista Nelson Castro en Radio del Plata, en la que se analizó el caso como ejemplo del “modus operandi de las empresas K”. Luego de escuchar al vocero de la empresa, el cierre del bloque quedó a cargo del diputado denunciante. Del Plata es propiedad de Electroingeniería, que decidió terminar la relación contractual con Castro, quien percibió por ello una indemnización de 1,2 millón de pesos, equivalente al resto del contrato. La auditoría de la UTN, realizada por los ingenieros Domingo Zmutt y Rubén Eloy Villafañe, cotejó los tendidos de alta tensión entre Choele-Choel y Puerto Madryn y entre Puerto Madryn y Pico Truncado, tomando en cuenta la fecha en que se realizaron (con dos años de diferencia, en los que hubo aumento de costos por inflación y mayores salarios), la configuración técnica de cada una y las particularidades del terreno, llano en un caso y escarpado en el otro. En ambas obras, Electroingeniería cotizó el precio más bajo, en competencia con las mayores constructoras del país y algunas internacionales, que pertenecieron a los grupos Techint, Macri, Pérez Companc, Skanska, Roggio y Aluar. En el tramo objetado, cotizó un 9,3 por ciento menos que el segundo consorcio, de origen español, 10,3 por ciento menos que el tercero, del Grupo Macri. Según la auditoría, los constructores cordobeses tuvieron una rentabilidad del 9,55 por ciento, antes del impuesto a las ganancias o 6,2 por ciento después de impuestos. Electroingeniería envió copias del resumen ejecutivo de la auditoría a medios y periodistas que tocaron el tema. Víctor Hugo Morales formuló un pedido de disculpas en su programa de radio Continental. Si todas las empresas y/o funcionarios acusados reaccionaran con el mismo aprecio por su buen nombre que los accionistas de Electroingeniería, el clima político del país sería mucho más respirable. En la reciente reforma de la ley de servicios de comunicación audiovisual se estableció que los licenciatarios de radios y televisoras deben tener la comunicación audiovisual como objeto social único y exclusivo. Guillermo Jenefes negoció su apoyo por una excepción a esta cláusula, que le permitiera mantener sus negocios hoteleros y agrícolas. Por eso, podrán continuar con las actividades previas a la sanción de la ley, aunque deberán constituir una nueva unidad de negocios con contabilidad separada. Esto no impide en forma absoluta las decisiones abitrarias, pero reduce de modo sensible su margen al obligarlos a transparentar sus números.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared