SOCIEDAD › EL GOBIERNO DE MACRI DARá DE BAJA UNA LíNEA GRATUITA CONTRA LA VIOLENCIA DE GéNERO

PROyecto con tijera machista

Aunque el gobierno porteño lo niega, la línea 0800-66-MUJER será absorbida en el número 147, con lo que quedará disuelta entre miles de pedidos de cualquier tema. Ya se mudó a las operadoras telefónicas. Preocupación entre legisladoras porteñas.

 Por Mariana Carbajal

La línea telefónica gratuita para escuchar, contener y orientar a mujeres víctimas de violencia machista del gobierno de la ciudad de Buenos Aires está en riesgo de desaparecer. Internamente se anunció a sus operadoras que el 0800-66-MUJER sería absorbido por la central telefónica que funciona con el número 147, y que recibe reclamos y denuncias generales –desde ñoquis hasta basura arrojada en alguna esquina– y ofrece información sobre impuestos y licencias de conducir, entre otras cuestiones. De este modo se la despojaría de su especificidad y su contexto de género, para desdibujarla en una maraña de opciones de trámites administrativos.

La preocupación por el destino de la línea trascendió en los últimos días en distintos ámbitos vinculados con la defensa de los derechos de las mujeres. La directora porteña de la Mujer, Guadalupe Tagliaferri, de quien depende hasta ahora la línea, desmintió el martes en la Legislatura que el proyecto estuviera en marcha. Tagliaferri concurrió ese día por la mañana a la Comisión de Igualdad de Oportunidades y de Trato entre Varones y Mujeres, que encabeza la legisladora de la Coalición Cívica, Diana Maffía. Fue invitada a responder preguntas sobre su gestión. Maffía le preguntó puntualmente sobre el futuro del 0800, dada la información que había circulado sobre intenciones del gobierno macrista de desmantelarlo. La funcionaria negó lo que internamente –según reconstruyó este diario, de distintas fuentes– ya se había anunciado a las operadoras telefónicas hace un tiempo. Dijo que el número no desaparecería, que simplemente las telefonistas serían trasladadas a una oficina mejor equipada, con máquina de café y galletitas, y un lugar de descanso. En esos ejes puso el énfasis. En cambio, la legisladora porteña Lidia Saya ese mismo martes, unas horas más tarde, en una reunión en la Defensoría del Pueblo de la ciudad, a la que concurrieron candidatas de distintas listas, informó –ante una pregunta específica sobre el tema– que la idea del gobierno de Mauricio Macri era unificar todos los teléfonos de consultas precisamente en el 147, incluyendo ese 0-800.

Página/12 intentó aclarar el tema con Tagliaferri. Pero del área de prensa del Ministerio de Desarrollo Social, adonde se derivan los requerimientos periodísticos, respondieron a la consulta con un comunicado de prensa, en el que se informa que el gobierno de la ciudad de Buenos Aires decidió “el traslado de la central de llamadas con el fin de mejorar la calidad de esta prestación”. “El objetivo del traslado –continúa el texto– es mejorar la prestación y potenciar la posibilidad de acceso a la línea por parte de toda la ciudadanía. Por ello, se podrá acceder a la prestación tanto mediante el actual 0800-66-MUJER, como por la línea unificada del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.”

No es el único problema en el sector. “Hay una enorme desconexión entre las áreas del Ejecutivo porteño responsables de la atención integral de problemas complejos como la trata de personas, la violencia de género y las adicciones, que afecta a las y los destinatarios de los programas, que como el de atención a víctimas de trata no se han empezado a ejecutar. La directora de la Mujer se comprometió enfáticamente a sostener el 0800-66-MUJER. Sería un desperdicio de recursos humanos formados esforzadamente para la atención de víctimas de maltrato y abuso sexual. Además, es absolutamente impensable que un teléfono para denunciar ese tipo de situaciones pueda compartirse con trámites administrativos”, objetó Maffía.

Los Centros Integrales de la Mujer (CIM), donde se atiende la problemática de violencia de género, han perdido personal en el último año, así como también los programas específicos que brindan asistencia a víctimas. Como en el caso del que está destinado a asistir a adolescentes víctimas de noviazgos violentos, que quedó sólo con una coordinadora, según pudo saber este diario.

El 0800-66-MUJER funciona hace 19 años, las 24 horas, los 365 días del año. Recibe también denuncias por maltrato y abuso sexual infantil y ofrece asesoramiento y orientación sobre esa temática y además brinda información en temas de salud de la mujer y da turnos para realizar estudios ginecológicos como PAP. Es decir, al incorporarse al 147, quedará desdibujada la especificidad de la problemática de género en un número en el cual hoy se puede pedir información sobre Rentas, hacer reclamos y denuncias (entre ellas por empleados ñoquis o para pedir que retiren basura), averiguar sobre trámites como la obtención de la licencia de conducir, pedir turnos para el Registro Civil, solicitar información sobre los planes Jefas y Jefes de Hogar y sobre la tarjeta de descuentos y beneficios para docentes de la ciudad. Llamativamente, de las siete opciones que tiene el 147 en la actualidad, hay una, la quinta, que está vacía.

Compartir: 

Twitter
 

La legisladora Diana Maffía está preocupada por la posible desaparición de la línea con 20 años de actividad.
Imagen: Sandra Cartasso
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.