SOCIEDAD

Pánico por el zika

Llegó disfrazado de inofensivo hermano menor del dengue. Pero el virus del zika, transmitido por el nefasto mosquito Aedes aegypti, tenía un as bajo la manga: los bebés comenzaron a nacer con microcefalia y ahora la epidemia siembra pánico en Latinoamérica.

La inquietud está causando fenómenos curiosos: una inusitada alza del precio de los repelentes en Brasil, la fumigación masiva del mayor cementerio de Lima y la recomendación de los gobierno de Colombia y El Salvador de no quedar embarazada.

Luego de aterrizar el año pasado en el continente, el zika ya se propagó en casi toda la región a una velocidad relámpago que se explica por la ubicuidad del mosquito, transmisor además del dengue y la chikungunya.

Después de meses de especulaciones, esta semana científicos brasileños confirmaron que el zika se contagia de madre a hijo a través de la placenta. Pero aún no pudieron comprobar que esta enfermedad produzca microcefalia en el feto, aunque es la principal hipótesis.

Actualmente hay casi 3900 casos sospechosos de esta malformación en Brasil. En noviembre, cuando se anunció el posible vínculo entre el zika y la microcefalia, se habían registrado 1248 casos.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared