DEPORTES › RIVER LE GANO 2-1 A DEFENSOR Y AVANZO A LOS CUARTOS DE FINAL DE LA SUDAMERICANA

Por fin una noche tranquila

El equipo de Simeone se puso en ventaja rápidamente con un zurdazo de Ferrari y así terminó de liquidar la serie. Luego aumentó a través de Barrado. Sobre la hora, Pérez descontó para los uruguayos. En la próxima instancia, el rival será Chivas de Guadalajara.

 Por Adrián De Benedictis

La ilusión internacional sigue adelante para River. Sin exhibir un juego brillante, al equipo de Diego Simeone le alcanzó para volver a vencer 2-1 a Defensor de Uruguay y avanzar a los cuartos de final de la Copa Sudamericana. Su rival será Chivas de México, el 22 de octubre próximo como local, y sigue latente la chance de cruzarse con Boca en semifinales.

River encontró tranquilidad rápidamente como para tener un desarrollo más sereno. Apenas habían pasado siete minutos cuando, en la primera llegada profunda, Ferrari convirtió el gol. El defensor aprovechó un error de Ariosa, quien dejó la pelota muy corta en su intento de rechazo, y el lateral sacó un zurdazo cruzado para ubicar el balón junto al palo de Silva. A partir de ahí, River incluso estuvo cerca de aumentar la diferencia con una entrada del juvenil Díaz, que el arquero Silva pudo neutralizar.

Los uruguayos no eligieron replegarse en su campo sino que trataron de plantarse en el terreno adversario para aproximarse hacia Ojeda, pero lo mejor que consiguieron fueron las acciones con pelota detenida y, por esa vía, estuvieron cerca de llegar a la igualdad. De Souza ejecutó dos tiros libres para exigir a Ojeda, quien apareció justo para evitar la caída de su arco.

En los últimos diez minutos de la primera parte, el encuentro tuvo un poco más de vértigo. En ese lapso, De Souza remató un tiro libre que rebotó en el travesaño. Con el ingreso de Mora, Defensor le imprimió un poco más de profundidad a su ataque, mientras que River volcaba su juego por la franja izquierda con las subidas de Buonanotte, debido a que del otro lado Rosales no estaba tan preciso como el domingo último ante Racing. La última acción de ese período fue para el local, pero Abreu se perdió el segundo tanto al rematar desviado después de un rebote que había ofrecido el arquero.

Defensor salió con un poco más de decisión, pero no tenía profundidad cuando buscaba acercarse al área. River comenzó a manejar mejor la pelota a partir de los quince minutos, y utilizaba la subidas de Ferrari por la derecha para sorprender. De esta manera, el conjunto local aumentó la ventaja: el capitán se desprendió por su franja, lanzó un envío hacia el otro sector, y después de que Abreu bajara la pelota, Barrado tuvo que empujarla casi debajo del arco. A partir de ahí, River sólo esperó que llegara el final. Recién en el descuento, y con todo definido, Defensor pudo achicar con un tanto de taco de Maxi Pérez.

Compartir: 

Twitter
 

Paulo Ferrari, que ayer fue vendido a un grupo empresario, festeja su gol en el arranque.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.