DEPORTES › LOS PUMAS VENCIERON 23-7 A GEORGIA Y SE CLASIFICARON PARA LOS CUARTOS DE FINAL

Faltó brillo, pero se dio el primer paso

Luego de un flojo primer tiempo, el equipo de Phelan se pudo recuperar y venció a un adversario duro. Hubo tries de Imhoff, Contepomi y Gosio. Los próximos rivales serán los All Blacks.

Por tercera vez en la historia de los mundiales y por segunda vez consecutiva, Los Pumas lograron su clasificación para los cuartos de final, el primer objetivo propuesto por este grupo. Sin jugar bien y con muchas complicaciones en la primera mitad, el equipo de Santiago Phelan venció 23-7 a Georgia y culminó en la segunda ubicación de la zona B de la Copa del Mundo. El próximo rival será el local Nueva Zelanda, un adversario más que difícil, pero ahora es tiempo de celebrar este logro y luego pensar en los All Blacks, compromiso que será en la madrugada del domingo que viene.

Los Pumas salieron a la cancha con el resultado de Inglaterra-Escocia puesto. El triunfo de los ingleses 16-12 había dejado la clasificación al alcance de la mano –con perder por menos de 7 puntos bastaba–, pero sin posibilidades de conseguir el primer lugar del grupo ni evitar a los All Blacks en los cuartos de final el próximo domingo. Y esa circunstancia pareció jugar psicológicamente en el desarrollo del partido.

Los primeros 30 minutos fueron un concierto de errores. El equipo argentino no encontraba un buen juego de manos y eso no permitía encontrar fluidez para atacar. Con sus movimientos toscos y duros, los georgianos se las ingeniaban para mantener el desarrollo parejo, con la posibilidad latente de dar la sorpresa. Una corrida de Juan Imhoff sirvió para apoyar el primer try, pero no para devolverle la tranquilidad al equipo. Para colmo, Felipe Contepomi no estaba certero en sus remates a los postes y dilapidó dos penales y la conversión del try. Y por si faltaba para dejar el panorama complicado, Georgia logró un try convertido, por lo que se fue al descanso con una impensada ventaja 7-5.

Un cambio de actitud, el empuje de los forwards y la puntería recuperada de Contepomi, con dos penales consecutivos, les devolvieron la ventaja a Los Pumas en el arranque de la segunda parte (11-7). Entonces, se vio lo mejor del equipo, al tiempo que la resistencia georgiana decaía. Tras una gran corrida de Lucas González Amorosino, Contepomi apoyó y luego convirtió un try que sentenció el juego. Y ya sobre el final, Agustín Gosio, con un sprint espectacular tras un kick de Imhoff, decoró el resultado, para darle una tranquilidad al marcador que no había tenido el desarrollo. En definitiva, Los Pumas cumplieron el objetivo y ahora se permiten soñar con dar el batacazo la semana que viene ante los All Blacks.

Compartir: 

Twitter
 

Los Pumas se dieron el gusto de celebrar su clasificación para los cuartos de final.
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.