ECONOMíA › EL PRESUPUESTO DE 2010 CONTEMPLA UNA EXPANSION DE LA ECONOMIA DE 2,5 POR CIENTO. SE BUSCARA FINANCIAMIENTO EXTERNO

Hoja de ruta para volver al crecimiento

El ministro de Economía presentó en el Congreso las proyecciones para el próximo año. Dijo que uno de los objetivos es volver a los mercados internacionales de deuda, con el fin de liberar recursos para la inversión. Críticas de la oposición.

 Por Sebastián Premici

El ministro de Economía, Amado Boudou, cumplió ayer con la presentación formal del Presupuesto 2010. Tal como anticipó Página/12, el total de recursos del Estado será de 273.750 millones de pesos, la cotización promedio del dólar estará en 3,95 pesos y el crecimiento del PBI se estima en 2,5 por ciento. El superávit fiscal primario está previsto en 2,29 por ciento del PIB, aunque luego del pago de los intereses de la deuda el resultado financiero arrojará un exiguo 0,05 por ciento. La inflación del año está calculada en 6,1 por ciento. “No queremos ser absolutamente optimistas con el Presupuesto, porque algunos hablan de un rebote de la crisis. Sin embargo, en 2010 estaremos mejor parados que en este ejercicio”, afirmó el titular de Hacienda ante la Comisión de Presupuesto, de la Cámara de Diputados. Este año el crecimiento proyectado sería del 0,5 por ciento, mientras que el resultado financiero para 2009 arrojará un déficit de 10.000 millones de pesos. Por su parte, la oposición criticó las estimaciones presupuestarias, sobre todo las relacionadas con el crecimiento del PBI y el superávit.

Durante su exposición, Boudou enfatizó los pilares del crecimiento de la Argentina durante los años 2003-2008. Si bien reconoció que en este año la situación económica es más difícil que en otros ejercicios, el funcionario aseguró que en 2010 el crecimiento responderá a las mismas variables económicas de otros años: crecimiento del consumo, las exportaciones, inversión pública y un tipo de cambio relativamente alto. A lo que se le agregaría una política de endeudamiento.

Tal cual se desprende del texto del Presupuesto 2010, la recaudación por IVA será de 97.409 millones de pesos, un incremento del 11,7 por ciento en relación con 2009. Este dato tiene que ser cruzado con la inflación estimada para el año próximo, que será de un 6,1 por ciento como promedio anual, con un leve incremento hacia el cuarto trimestre (6,6 por ciento).

Siguiendo la línea argumental de Boudou, el otro pilar de la economía serán las exportaciones. Se calcula que para el año próximo los derechos de exportación serán de 43.116 millones de pesos, un incremento del 33 por ciento en relación con 2009. Esta fuerte variación se debe a que Economía prevé una recuperación de los precios internacionales de los commodities y una mejor situación climática.

Sin embargo, el contexto mundial es diferente al del período 2003-2008. Por eso la oposición criticó ayer que se mantengan los mismos instrumentos de política económica que en años anteriores, pero con un contexto más adverso. “Este año el resultado financiero será negativo (-0,9 por ciento del PBI) y el año próximo saldremos empatados. No hay un cambio de estrategia para salir de la actual coyuntura”, señaló a Página/12 el economista Hugo Castro, asesor del legislador Eduardo Macaluse (SI).

El otro pilar que resaltó Boudou fue la inversión pública. Los gastos en infraestructura económica y social –transporte, energía, vivienda, agua potable, educación y ciencia y tecnología– serán de 27.239 millones de pesos, un incremento del 8,7 por ciento en relación con el previsto en el ejercicio 2009. Si bien habrá un incremento en la inversión para infraestructura económica y social, ya no será tan fácil sustentarla con recursos propios. Por lo menos así se desprende del articulado del Presupuesto 2010, donde el Ejecutivo autoriza al Ministerio de Planificación a endeudarse para financiar su plan de obras públicas (ver aparte).

Según Boudou, otra de las claves para 2010 será la salida al mercado voluntario de crédito. “Nuestro objetivo es acceder a los mercados financieros internacionales, bajar la tasa de riesgo país, para permitir que el sector privado pueda acceder a mayores créditos y en mejores condiciones”, indicó el funcionario, quien aclaró que los últimos acercamientos con el FMI fueron de carácter institucional y no para solicitar alguna línea crediticia.

Los intereses en moneda extranjera que se proyectan pagar en 2010 ascienden a 15.687 millones de pesos, una cifra superior en un 10 por ciento a la del año pasado. El total de la deuda pública –que incluye también lo adeudado intra sector público– será de 26.676 millones de pesos.

Este año vencen siete leyes impositivas, claves para el financiamiento del Estado, que deberán ser prorrogadas: impuesto a las Ganancias, Ganancia Mínima Presunta, Monotributo, impuesto al cheque, Cigarrillos, Bienes Personales y al Capital de las Cooperativas. Alrededor de estos impuestos habrá una dura pelea legislativa para avanzar en una mayor coparticipación.

Compartir: 

Twitter
 

Amado Boudou estuvo en el Congreso junto con Agustín Rossi, jefe del bloque K, y Eduardo Fellner, presidente de la Cámara de Diputados.
Imagen: Daniel Dabove
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.