EL MUNDO › ENTREVISTA CON LUCIA TOPOLANSKY, SENADORA POR EL FRENTE AMPLIO Y PRIMERA DAMA DE URUGUAY

“Europa sigue teniendo una actitud imperialista”

De visita en la Argentina, se define como “el soldado más fiel que tiene el presidente en el Senado”. El presidente es José “Pepe” Mujica y su pareja desde que militaban en el Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros.

 Por Mercedes López San Miguel

Por el living de la casa de la cónsul de Uruguay en Buenos Aires desfilan asesores, periodistas y fotógrafos. La mujer que viste traje marrón y camisa con jabot, cuyo rostro no tiene una pizca de maquillaje, está sentada en un sillón predispuesta a las preguntas, que responde cuando le toca el turno a esta cronista de Página/12. Lucía Topolansky, senadora del Frente Amplio y primera dama de Uruguay, se define como “el soldado más fiel que tiene el presidente en el Senado”. El presidente es José “Pepe” Mujica y su pareja desde que militaban en el Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros. Con esa definición, Topolansky contesta a la pregunta de si le gustaría ser candidata presidencial en el 2014, y si, como sucedió en Argentina, existiría la posibilidad de que su marido le entregue la banda presidencial. Topolansky dice algo más con el estilo franco y directo que la caracteriza: “Ahora que sé lo que es, no se lo deseo ni a un enemigo” y se ríe. La senadora elogia la decisión del gobierno de Cristina Fernández de estatizar YPF. “Argentina hace bien en recuperar la soberanía de los hidrocarburos”. A la vez, Topolansky critica la posición europea, con España a la cabeza. “Europa sigue teniendo una actitud colonialista.”

En el living hay una mesa con portarretratos. En una foto que parece bastante reciente están abrazados Lucía, Pepe y la cónsul Lilian Alfaro. La senadora no oculta por coquetería sus 67 años, dice que escucha por la radio las noticias del campo. Y es que sabe del tema: con Mujica viven en la misma chacra desde hace años. Cada tanto, Topolansky usa una frase de otra época como la de “nos ponemos los pantalones largos”, en alusión a que los países latinoamericanos creamos nuestros propios organismos, como la Unión de Naciones Sudamericanas. Lectora de cuanto libro trata del peronismo, Topolansky vino a Buenos Aires a participar de una mesa en la Feria del Libro y también a reunirse con frenteamplistas con la mira puesta en la elección a presidente de la coalición, el 27 del mes que viene.

–¿Qué opina de la decisión del gobierno argentino de reestatizar YPF?

–En la misma época en que se privatizó YPF, en Uruguay se quiso privatizar las empresas públicas y un plebiscito lo impidió. De aquel problema ahora los argentinos tienen necesidad de recuperar la soberanía de sus hidrocarburos. Yo comparto lo que dijo la presidenta Dilma Rousseff de que los hidrocarburos pertenecen a la soberanía. Hablando con algún empresario argentino que conoce del tema y por varios lados me llegó que YPF está vaciada y entonces obviamente que a ningún país le sirve que no se haga una inversión, que se vacíe una empresa en algo tan importante como la energía. Nosotros, si bien no nos metemos en la política de los otros países, lo vemos con muy buenos ojos. Tenemos cuatro negocios con Repsol YPF, pero no hay ninguna alteración en los mismos. No sé qué va a pasar con España, Grecia o Portugal, pero los rioplatenses sabemos que si no se invierte no se sale. Con recortes no se sale. Europa sigue teniendo una actitud colonialista hacia Latinoamérica. Así como un día cayó una delegación del FMI para hablar con parlamentarios uruguayos y nos decían que nuestro papel era el de comprar productos terminados y vender materias primas; nosotros, que estamos tratando de desarrollar el país, les dijimos que no, que eso se acabó. Hay un menosprecio, una amenaza en las palabras. Por eso el presidente Mujica dijo algo muy claro: “A prepo no”. Después lanzaron otra amenaza de que autorizarían un tratado de libre comercio con la Unión Europea que excluya a la Argentina. El famoso divide y reinarás que nos costó muy caro a los latinoamericanos. En el largo plazo se verá que Argentina hace bien en recuperar su soberanía.

–Salvo México y Colombia, los demás países de la región respaldaron la decisión argentina.

–Porque México tiene intereses metidos ahí. La situación de Colombia es distinta. Aunque se hizo mucha bulla en la cumbre de Cartagena de que no hubo una declaración final, a mí me alegró que los países se plantaran juntos, incluso Colombia, en tres asuntos: en que la metodología de la DEA no da resultado para la lucha contra la droga; las islas Malvinas y la exclusión de Cuba. Es inédito en la historia del mundo. Nunca el bloque latinoamericano se había parado de esta manera. El mundo rico que ahora está en crisis teme el mal ejemplo entre comillas.

–¿Cómo están las relaciones entre Uruguay y Argentina? Recientemente se reunieron José Mujica y Cristina Fernández para tratar las trabas comerciales.

–El primer punto fuerte fue la apertura del puente. A partir de ahí se armó una agenda muy nutrida que tiene que ver con el dragado de los canales y la cuestión comercial. Cuando salen las medidas argentinas sobre permisos de exportación, noso-tros tuvimos un momento complicado porque tenemos algunas empresas cuyo único destino es la Argentina; entonces se vino a negociar. Sé que se han ido destrabando tandas de productos. Planteamos varias cuestiones, como generar cupos y hacer intercambios en las monedas propias, porque entendemos que a la Argentina le va muy bien económicamente pero tiene problemas financieros que son coletazos de la crisis del 2001. En la zona del sur, del Mercosur, tenemos una reserva agrícola fabulosa y por eso pesa tanto esta zona del mundo en este momento. La demanda internacional de granos es muy fuerte. ¿Por qué Grecia no tomó el camino de Argentina para salir de la crisis? Porque Grecia es un peñasco que tiene unas ruinas muy valiosas que atraen el turismo, un poco de frutales y la pesca. Pará de contar. Si miro el mapa de Argentina desde Chaco hasta el sur, tiene todos los climas y los suelos, y por eso cuenta con una buena carta de negociación. El record de Menem fue haber fundido al país. ¡Y hay que fundir a la Argentina! (se ríe). Pero esa misma riqueza la puso de pie.

–¿Cree que hay que privilegiar a la región para los intercambios comerciales?

–Yo filosóficamente soy federalista. Creo que Artigas es el fundador del federalismo y ese proyecto que quisieron los liberadores tiene una gran vigencia. Unasur es una herramienta no sólo que sirvió para evitar desestabilizaciones en Bolivia y Ecuador, también para el desarrollo económico. Ahora va a empezar a funcionar el Banco del Sur. Nos ponemos los pantalones largos, porque ya tenemos organismos nuestros, no son iberoamericanos ni norteamericanos, son latinoamericanos. Así que yo creo que la integración tiene que ser mucho más fuerte en lo económico, cultural y de la investigación.

–¿Por qué, frente a estos avances, la oposición uruguaya continúa criticando al gobierno por su acercamiento con Argentina?

–Porque la oposición se quedó sin asunto. Porque como en el país bajaron la desocupación y la pobreza y se achicó la brecha entre los ricos y los pobres, se le acabaron los temas. Entonces Pepe dijo que él iba a trabajar para destrabar temas como el puente o el comercio y ellos lo miraban con una sonrisita. No querían que nos fuera bien.

–¿El Frente Amplio tiene como proyecto aprobar una ley de medios? Si es así, ¿miran el caso argentino?

–Va a haber una ley de medios. Hay medios que desinforman. En lo personal, siempre digo: libertad infinita y responsabilidad infinita también. Nosotros en el mecanismo de construcción de leyes comparamos con la región, pero le ponemos la impronta uruguaya. En mi país los medios son menos concentrados, aunque tenemos a Clarín colado con el cable. Precisamos un marco jurídico que regule y deje las cartas claras. El Frente Amplio tiene prácticamente terminado el proyecto, falta enviarlo al Congreso.

–¿Le gustaría ser candidata a presidenta en 2014?

–Yo soy el soldado más fiel que tiene el presidente en el Senado. A todos les gano en militancia y tenacidad. Tengo eso como tarea principal. No sabemos qué va a hacer Tabaré Vázquez, porque para los frenteamplistas es muy importante tener esa información. Tabaré es sinónimo de triunfo. De todas formas, yo más que la persona estoy pensando en que el proceso se siga desarrollando. Ahora que la veo de al lado, no se la deseo ni a los enemigos, es insalubre (se ríe).

–A partir de que en octubre quedó sin efecto la Ley de Caducidad que impedía juzgar a los policías y militares acusados de violaciones a los derechos humanos, ¿cuánto ha podido avanzar la Justicia en Uruguay?

–No avanza tanto como quisiéramos, porque los militares que están presos han hecho un pacto de silencio. Nos tenemos que mover con un trabajo de hormiga, de contactar a los militares de más bajo rango y de allí nos ha venido algo de información. Cuando terminaba la dictadura o empezaba el primer gobierno democrático se realizó un desenterramiento de los cuerpos en el Batallón 14. Estamos barriendo esa zona y ya encontramos dos cuerpos. Lo más impactante fue cuando encontramos al maestro Julio Castro, que era un hombre solidario, que ayudaba a gente a salir del país. Era un compañero simbólico. Estamos cumpliendo la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos en el caso Gelman, que nos conmina a buscar los restos de María Claudia García Iruretagoyena. En el lugar donde estuvo secuestrada y dio a luz a Macarena vamos a instalar el Instituto de Derechos Humanos. Se sigue trabajando sobre el cruce de informaciones. El grueso de los desaparecidos uruguayos están en la Argentina. Hay también desaparecidos en Chile, Bolivia y Paraguay, víctimas del Plan Cóndor. Yo tengo un cuñado que desapareció acá, en Argentina.

–¿Era el marido de su hermana melliza?

–No, de mi hermana menor. Lo secuestraron en Bariloche. Aparentemente iba a ser trasladado a Tucumán y allí se nos pierde la pista. Sigue desaparecido. Una puede entender la urgencia de los familiares que se vuelven viejos. Cada vez que encontramos un cuerpo, la expectativa es de todas las familias. Y sólo es para una, eso es muy duro.

[email protected]

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.